martes, 31 de octubre de 2017

Sesenta años de Synalar

(AZprensa) En el año 1957 el laboratorio norteamericano Syntex sintetizó en sus laboratorios de Palo Alto (California)  los corticoides halogenados en C6, entre ellos el acetato de cloroprednisolona, el acetato de parametasona, el acetónido de flurandrenolona y, sobre todo, un corticoide tópico que sesenta años después sigue manteniendo toda su utilidad: el acetónido de fluocinolona, conocido comercialmente como Synalar.

De este corticoide tópico sin acción sistémica se realizaron numerosas formulaciones. La más básica y que hoy día sigue siendo una herramienta imprescindible en todo botiquín casero fue el Synalar Gamma. Con una concentración del 0,1 por ciento y en una crema evanescente, cosméticamente perfecta, es la solución ideal para todo tipo de eczemas y demás lesiones derrmatológicas.

Otra formulación que aún mantiene su éxito es la Gelidina que, aunque su nombre no sea “Synalar”, es lo mismo pero con la particularidad de que su vehículo es un gel, lo cual lo hace ideal para las dermatosis en zonas húmedas (axilas, cuero cabelludo, etc.).

Pero han sido muchas más las formulaciones de Synalar aunque –según en qué países- muchas de ellas hayan desparecido. Repasemos algunas:

Synalar Crema, al 0,025 por ciento, como el Synalar Gamma pero con una concentración más alta.
Synalar Forte, con la concentración más alta de acetónido de fluocinolona para los problemas dermatológicos más severos, como –por ejemplo- el lupus eritematoso.
Synalar Rectal, para los problemas hemorroidales.
Synalar Espuma, en un spray que extendía sin necesidad de tocar la piel, una espuma delicadísima, ideal para aquellas lesiones muy dolorosas como el eritema solar. Claro que esta formulación duró poco en algunos países como España, porque costaba más el envase y su proceso de fabricación que el precio de venta autorizado.
Synalar Neomicina y Neo Synalar, dos combinaciones de fluocinolona con dos diferentes concentraciones del antibiótico neomicina, para las dermatosis infectadas o en riesgo de infección.
Synalar Ótico, en gotas para instilar en el oído para el tratamiento de las otitis.
Synalar Nasal, en pulverizador nasal para la rinitis, con formulación para adultos y otra infantil.

Actualmente, dependiendo del país, aún siguen estando disponibles en el mercado algunas de estas formulaciones, siendo varios los laboratorios responsables de su fabricación y venta puesto que Syntex desapareció y sus productos han ido pasando después de laboratorio en laboratorio. Ahora, 60 años después, el acetónido de fluocinolona (Synalar) continúa en primera línea de tratamiento de múltiples procesos dermatológicos sin que las nuevas investigaciones en este campo hayan conseguido destronarlo en cuanto a eficacia y seguridad.

lunes, 30 de octubre de 2017

Nuevo medicamento no es sinónimo de éxito

(AZprensa) Un estudio de la consultora Bain & Company refleja que casi la mitad de los nuevos medicamentos aprobados a nivel mundial desde 2009 hasta la fecha,  han obtenido un éxito menor del presupuestado, y uno de cada cuatro ni siquiera alcanzó la mitad de las ventas previstas.

El problema de los nuevos medicamentos, según este trabajo, es que se enfrentan a una competencia mucho mayor que hace una década. Así, entre 2000 y 2004 el tiempo medio que un medicamento permanecía en el mercado antes de que aparecieran productos competidores ha caído de 8 a 4 años. Además, la invasión de nuevos productos hace que sea mucho más difícil utilizar sólo los datos de ensayos clínicos en Fase III para diferenciar un medicamento a ojos de médicos, reguladores y seguros de salud.

La investigación revela también que las compañías que superan sus expectativas cada vez que lanzan un nuevo producto son expertas en comunicar los principales beneficios clínicos y no clínicos de un nuevo producto a los médicos y a otros encargados de tomar decisiones, sabiendo diferenciar claramente su producto frente a los competidores.

domingo, 29 de octubre de 2017

Hoy no vengo a hablar de mi libro

(AZprensa) Uno de los errores más frecuentes que cometen los responsables de los laboratorios farmacéuticos cuando patrocinan la edición de un libro, para luego utilizarlo como regalo promocional en la visita médica, es organizar una Rueda de Prensa para presentarlo. Y esto es algo que se está haciendo constantemente.

Por una parte, el laboratorio se ha gastado mucho dinero y quiere que esa inversión “luzca” y para ello consideran que lo mejor es hacer una Rueda de Prensa para que todos los medios hablen gratis de ese libro (piensan también, equivocadamente, que en esas supuestas informaciones hablarán mucho y destacado del “patrocinador” del libro). Por otra parte, el autor “engorda” de satisfacción sólo al pensar en una sala repleta de periodistas mientras el habla de “su” libro.

Puestas así las cosas, la papeleta es para el Departamento de Comunicación o la Agencia de Comunicación. Conseguir que vayan periodistas a esa Rueda de Prensa es tarea poco menos que imposible. Cada vez hay menos periodistas en los medios y no pueden salir a cubrir una información que pueden escribir tranquilamente en su redacción si reciben un ejemplar del libro y un pequeño resumen del mismo. Además, lo normal es que eso vaya a la sección de “libros”, en donde el encargado publicará la portada y un pequeño pie de texto resumiendo el libro.

Como el interés de la convocatoria suele ser nulo se recurre a otros ardides (una comida, ofrecer entrevistas individuales con el autor, poner publicidad, pedir que les devuelvan algún favor y acudan... Y al final, van los que van; sólo unos poquitos medios atraído allí más por compromiso que por otra cosa. Los encargados de la organización, si han sido listos, habrán invitado a otros médicos y colaboradores para que en la sala haya algo más que cuatro periodistas.

Después de todo esto llega la Rueda de Prensa y ¡horror! Allí no se habla del libro sino que todo es un rosario de agradecimientos (a los colegas, al hospital, al maestro...) y de descripciones del trabajo que se ha hecho (que si las ilustraciones, que si el papel, que si la revisión de textos...), es decir, se habla de todo menos del contenido del libro que debería ser lo verdaderamente importante.

Lo que hay que hacer 
Salvo muy contadas excepciones, un libro no es materia suficiente para hacer una Rueda de Prensa. Esto deberían saberlo y tenerlo muy claro los autores y los altos directivos de los laboratorios. La obligación de los responsables de comunicación de los laboratorios o de las agencias, es exponer este hecho, pero qué duda cabe que ellos son unos “mandados” y tendrán que seguir las instrucciones de sus jefes o contratadores.

Pero sí que se les puede decir que la edición de un libro es materia suficiente (normalmente acompañada de cóctel y acción social correspondiente) para hacer presentaciones a médicos, a quienes se destaque lo más interesante del contenido del libro y se les ofrezca un debate posterior sobre dicho contenido, contando para ello con el autor y con otros expertos en el tema.

Si a pesar de todo, los que mandan exigen la celebración de la Rueda de Prensa, ésta deberá dejar de lado los agradecimientos y centrarse no ya en los contenidos del libro sino en los aspectos más innovadores y/o más polémicos de dicho libro, estos son los que atraerán el debate y el interés tanto de los médicos como de los periodistas.

Cuando en este caso, se envíe la Convocatoria a dicho acto, ésta no debería decir que se trata de la “presentación de un libro” ya que el periodista pensará “no tengo tiempo, que me manden el libro y ya escribiré algo si me interesa”; sino que debería destacar alguna de las aportaciones o aspectos polémicos de dicho libro y decir que tal experto hablará sobre ese tema. Ya hacia el final de la Rueda de Prensa, y cuando el contenido de interés haya sido expuesto, el autor dirá que ese contenido está a su disposición en el libro que se les entregará a la salida junto con un resumen de todo lo expuesto.

También es importante señalar que, como en las informaciones que escriban los periodistas no se hablará del patrocinador, la forma de solventarlo es incluir a un portavoz del laboratorio para que intervenga no sólo presentando, sino aportando también contenido de interés para los periodistas. De esta forma, las informaciones recogerán que también el Dr. Tal, director médicos del laboratorio tal, anunció que o adelantó que... y así quedará incluido el nombre del laboratorio en la información.

Adicionalmente, el autor y el portavoz del patrocinador estarán a disposición de los periodistas para atenderlos uno a uno; mientras que los responsables de la organización enviarán libro y nota a todos los medios, y posteriormente libro y reseña a las secciones de libros de los medios que dispongan de las mismas.

Pero sobre todo, y lo que es más importante: lo que interesa de un libro no es que se haya escrito ese libro, es su contenido; y lo que interesa del contenido de un libro es aquello que se salga de lo normal, lo más desconocido, lo más sorprendente. De eso es de lo que en definitiva van a hablar los medios. Si se quiere contar otras cosas sólo vamos a conseguir desviar la atención a aspectos que no son de su interés y por tanto no van a publicar.

Por consiguiente, las Ruedas de Prensa no deben ser para presentar un libro, sino sólo –si eso es cierto- para presentar esa aportación innovadora o polémica que propone el autor, quien por cierto, la ha reflejado en el libro que les entregaremos al final.

sábado, 28 de octubre de 2017

Cada vez se dan menos antibióticos a los animales

(AZprensa) El último informe de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) sobre las ventas de antibióticos veterinarios en 2015 en Europa nos deja una buena noticia y es la tendencia decreciente (en la mayoría de los países europeos) en el uso de antibióticos en ganadería y avicultura, un descenso del 13 por ciento entre 2011 y 2015.
"Esta tendencia positiva demuestra que la orientación de la Unión Europea (UE) y las campañas nacionales que promueven el uso prudente de antibióticos en animales para combatir la resistencia a los antimicrobianos comienzan a tener efecto”, afirma la EMA.

En este sentido se destaca cómo en los últimos años se publicaron “importantes documentos de orientación” para fomentar el uso prudente de antibióticos en animales. En 2016, la EMA y la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) adoptaron una opinión científica conjunta sobre medidas para reducir la necesidad de utilizar agentes antimicrobianos en la cría de animales en la Unión Europea (RONAFA). La opinión recomendó medidas específicas sobre cómo reducir el consumo de antimicrobianos en animales desde el enfoque de “reducir, reemplazar y repensar”.

En 2015, la Comisión Europea publicó directrices que proporcionan a los Estados miembros una orientación práctica sobre el desarrollo y la implementación de estrategias para promover el uso prudente de los antimicrobianos, especialmente los antibióticos, en Medicina Veterinaria. 

viernes, 27 de octubre de 2017

La industria farmacéutica tarda 100 días en cobrar

(AZprensa) Actualmente el plazo medio de demora a la hora de pagar las Comunidades Autónomas a la industria farmacéutica se sitúa en torno a los 100 días (99 días para ser más exactos, según ha reconocido la patronal de la industria farmacéutica Farmaindustria). Un plazo, como podemos ver, muy lejos de lo que establece la legislación, la cual fija en 30 días el plazo máximo; es decir, los Gobiernos Autonómicos son los primeros a la hora de dar mal ejemplo, es decir, los primeros que incumplen las leyes.

Pero la industria farmacéutica es sumisa y apenas levanta la voz para protestar; antes al contrario se muestra agradecida porque el año pasado el plazo era mucho más amplio y ven los 99 días como una mejora importante respecto a la situación anterior. Como además les gusta soñar, piensan que con el dinero que van a revivir las Comunidades Autónomas en este trimestre, proveniente del Fondo de Liquidez Autonómico, ese plazo se reducirá más aún y, en un arranque de optimismo, dicen que se rebajará hasta los 70 días.

jueves, 26 de octubre de 2017

El sueño imposible de Barcelona

(AZprensa) La salida del Reino Unido de la Unión Europea ha significado que la Agencia Europea del Medicamento (EMA) tenga que buscarse una nueva sede, ya que no parece lógico que un organismo de la Unión Europea tenga su sede en un país que no es miembro de la misma. Un total de 19 ciudades europeas mostraron de inmediato su disponibilidad para acoger la sede central de este organismo: Amsterdam, Copenhague, Dublín, Milán, Viena, Zagreb… y Barcelona.

Sin embargo la insistencia del Gobierno Catalán por lograr la independencia, y en consecuencia su salida automática de la Unión Europea, hace inviable esta opción por mucho que los políticos catalanes sigan haciendo propaganda como ciudad ideal de acogida… Pero ya son más de 1.400 las empresas que han salido de Cataluña (y por consiguiente pagarán sus impuestos autonómicos fuera de dicha región), al igual que lo han hecho los grandes bancos ya que ninguno de ellos quiere quedar fuera del paraguas protector de la Unión Europea, las reservas hoteleras han caído en picado, los grandes cruceros cambian su parada en el puerto de Barcelona por el puerto de Valencia y los pocos que aún lo siguen haciendo entregan a sus pasajeros una hoja advirtiendo de la peligrosidad de verse envuelto en manifestaciones y revueltas.

Y la verdad es que Barcelona hubiera sido una sede ideal, habiendo ofrecido además un edificio emblemático como la Torre Glories (con la que hacen campaña), con todos los requisitos imaginables en cuanto a oficinas, salas de reuniones, comunicaciones, etc.

Este próximo mes de noviembre la EMA deberá tomar su decisión y está claro (aunque muchos no lo quieran ver) que la ciudad elegida será otra, sobre todo porque el mes que viene no se habrá normalizado la situación en Cataluña bien sea porque hayan optado por una Declaración Unilateral de Independencia, bien sea porque el Gobierno español no se lo consienta.

No hay peor enemigo de la productividad, la estabilidad laboral y el progreso… que la política.

miércoles, 25 de octubre de 2017

Regla del 20-20-20 para proteger la vista

(AZprensa) Un nuevo síndrome se ha adueñado de nuestras vidas: el síndrome Visual Informático. Actualmente parece imposible prescindir de las pantallas del ordenador, móvil y/o Tablet, a las que cada vez dedicamos más tiempo, algo que resulta perjudicial para nuestra vista. Algunos de estos síntomas nos avisan de este problema: fatiga visual, cefaleas en la zona frontal, supra-orbital o parietal, molestias y pinchazos en la zona cervical, ojos secos debido a la reducción del parpadeo, ojos rojos como consecuencia de fijar la vista de forma constante, o visión borrosa, que puede ser intermitente y desaparecer cuando se cambia la mirada, o constante si ha derivado en otra enfermedad más grave.

Estas consecuencias son las que conforman el nuevo Síndrome Visual Informático (SVI). Diversos estudios establecen que el riesgo de sufrir el SVI es de un 70% en los usuarios de pantallas, y si se permanece más de 3 horas diarias frente a estos dispositivos este porcentaje aumenta  hasta un 90%.

Para proteger nuestra vista lo más práctico es seguir la regla del 20-20-20. ¿En qué consiste? Muy sencillo: Cada 20 minutos, apartar la mirada de las pantallas durante 20 segundos mirando a una distancia de 20 pies (6 metros).

Pero además hay otros pequeños gestos que pueden ayudarnos a evitar este problema:

Parpadear conscientemente.- Aunque parpadear es un movimiento inconsciente cuando estamos frente al ordenador reducimos su frecuencia. Hay que parpadear a menudo de forma voluntaria.
Cerrar los ojos.- Hacerlo voluntariamente durante unos segundos ayuda a relajar los ojos y, además, el párpado puede humedecer de nuevo la córnea.
Colocación del ordenador.- Una pantalla a la distancia adecuada, a la altura correcta y con iluminación suficiente ayuda a reducir el SVI.
Iluminación.- La luz ambiental o las ventanas si no están colocadas correctamente pueden producir reflejos en las pantallas.
Postura ergonómica.- Hay que seguir unas pautas de salud postural en el trabajo para evitar que el ordenador o dispositivo no esté bien colocado y afecte a nuestra vista.
Portátil vs Ordenador.- La pantalla del portátil nos obliga a mantener la vista más baja, al igual que hacemos cuando leemos un libro, esto mejora la posición de los ojos.
Calefacción y aire acondicionado.- Los factores ambientales también pueden provocar problemas visuales agravando los efectos de las pantallas. Si el aire acondicionado está muy fuerte puede favorecer la sequedad en los ojos, al igual que la calefacción.

martes, 24 de octubre de 2017

Novartis sigue siendo el mejor laboratorio para trabajar

(AZprensa) Según el informe “Merco Talento 2017” el mejor laboratorio farmacéutico para trabajar en España es Novartis, que se sitúa en el puesto 39 de las mejores empresas para trabajar y escala siete posiciones respecto a la clasificación del año anterior. En segundo lugar se coloca Grifols y en tercera posición Roche.

Este informa realizado por MERCO, el Monitor Empresarial de reputación Corporativa, muestra cuáles son las cien mejores empresas en España con mayor capacidad para atraer y retener el talento, según la opinión de 30.527 personas encuestadas. Los aspectos que se valoran son: calidad laboral, reputación interna y empresa con mejor marca como empleador.

En el conjunto de todas las empresas, el primer puesto lo ocupa el grupo de moda Inditex (cuya marca más conocida es Zara), seguido –por este orden- por: BBVA, Repsol, Santander, Telefónica, Mercadona, Google, Gas natural Fenosa, Nestlé y Amazón.

lunes, 23 de octubre de 2017

Cada día es más caro fabricar medicamentos

(AZprensa) El precio de la producción de medicamentos y otros productos farmacéuticos, ha crecido un 14,3 por ciento en los últimos 12 meses, según el último Índice de Producción Industrial (IPI) del Instituto Nacional de Estadística (INE). Esta es la tercera subida anual más importante del tejido industrial español, sólo por detrás de la extracción de antracita, hulla y lignito, que ha experimentado un crecimiento anual del 26 por ciento; y de la fabricación de maquinaria, que ha tenido una subida del 20,7 por ciento.

domingo, 22 de octubre de 2017

¿Quién puede matar a un libro?

(AZprensa) El libro es una de las herramientas promocionales más útiles en visita médica y es también uno de los aliados más fieles de las Relaciones Públicas; sin embargo muchos laboratorios no saben negociar (o no se atreven a hacerlo) y desaprovechan todo su potencial.

Los médicos son, por lo general, grandes aficionados a la lectura, muchos de ellos son además escritores que desean ver su obra publicada, y todos ellos tienen necesidad de poner al día sus conocimientos para lo cual la lectura de libros de su especialidad resulta imprescindible. Puestas así las cosas queda clara la utilidad del libro como regalo promocional de los laboratorios y como herramienta de Relaciones Públicas para satisfacer el ego de los médicos autores que suelen ser líderes de opinión en la materia abordada en sus libros.

Sin embargo, cuando revisamos muchos de esos libros que se han entregado en la visita médica como regalo promocional, nos encontramos con que es difícil recordar qué laboratorio lo ha regalado ya que son muchos los libros que recibe el médico a lo largo del año y la mayor parte de las veces el logotipo del laboratorio o del producto que asume el coste del libro sólo viene –en la mejor de las ocasiones- en la contraportada. Sí, un pequeño logo en contraportada como “compensación” a quien ha pagado todo el coste y la distribución. Otras veces es peor aún: ni siquiera viene el logo en el libro sino que tan sólo se hace un pequeña referencia al patrocinador en los textos de agradecimiento o en la introducción del libro. ¿Y para eso se ha gastado tanto dinero el laboratorio? Las “herramientas promocionales” están hechas para que la marca se visualice y recuerde fácilmente, y esto es algo que brilla por su ausencia en numerosas ocasiones.

Con frecuencia sucede que el autor del libro no quiere que su libro “sea un anuncio”. Es cierto, a veces hemos visto incluso libros que en su interior llevan cuatro u ocho páginas a todo color reproduciendo el folleto promocional del producto. Eso ya es pasarse y convertir el libro en pura “propaganda” en el sentido más despectivo del término. Por este motivo, muchos autores le tienen alergia a que aparezca el dichoso logo en portada y sólo aceptan una breve reseña del patrocinador en la parte de agradecimientos; eso sí, en lo que no dudan es en reclamar que la financiación y distribución de la obra sea a cargo del laboratorio.

Cualquier manual básico de negociación nos indica que en todo acuerdo deben ganar las dos partes, y no hay nada indecoroso en que un logotipo esté visible en la portada de un libro; sobre todo cuando, además, cualquier persona interesada en que le regalen un ejemplar de ese libro tiene que saber a qué laboratorio debe acudir para pedirlo, y si éste no aparece, su distribución no llegará –precisamente- a quienes han demostrado más interés en él.

La solución es clara, el médico debe aceptar que la marca vaya suficientemente visible en la portada (sobre todo porque las referencias que luego se hacen a los libros en revistas, webs, etc., reproducen las portadas de los libros y si el logo está visible en ellas entonces obtendrá de esta forma una importante difusión adicional. Pero... ¿y si el médico no acepta? Muy fácil: hay muchos otros médicos y editoriales que sí aceptarán.

Pero no quiero ser tan simplista como para citar lo del logo en la portada como único fin de la negociación. Cuando a un médico se le da la oportunidad de publicar y difundir su libro, el autor debe ser agradecido y aceptar otras acciones que, en definitiva, también serán beneficiosas para su prestigio. Por ejemplo, debe estar incluida en el acuerdo: la participación del autor en una o varias presentaciones del libro en distintos foros profesionales; la concesión de entrevistas (gestionadas por el Gabinete de Prensa del laboratorio) a diversos medios de comunicación; la aceptación por parte del autor de que el laboratorio incluya el anuncio del libro en sus propios medios (webs, revistas, etc.) o incluso lo anuncie publicitariamente en revistas especializadas o a través de cualquier otro soporte publicitario; la difusión del libro en congresos médicos y reuniones científicas, etc.

En general, la edición del libro no debería limitarse a su edición sino que debería ir acompañada de una amplia campaña de difusión tal como acabamos de mencionar. Es decir, el citado libro debe ser el eje central de una campaña de comunicación que se articule en torno a él o bien formar parte integral de una campaña de mayores dimensiones.

Por otra parte, no sólo se trata de que la marca del laboratorio o producto se beneficie de la difusión natural que conlleva un libro; a veces (y esto ya lo han hecho algunos), no es imprescindible que parezca el logo, ya que el laboratorio puede dar su nombre o el de su producto a una colección de libros (p.e.: “Biblioteca Laboratorio X en oncología”) y así las informaciones hablarán de la “aparición de un nuevo título de la colección Biblioteca Laboratorio X en oncología”.

Es una pena que las enormes posibilidades de algo tan apreciado y valioso como es un libro acaben desaprovechadas por no atreverse el laboratorio a exigir al autor una justa contraprestación o éste último no acceda a una negociación justa. Dar dinero para no sacar provecho, sólo por miedo a que dicho autor se enfade con el laboratorio, no creo que sea del agrado de los accionistas... que en definitiva son los que mandan; porque esto es –por mucha salud que haya por medio- un negocio. Simplemente eso.

sábado, 21 de octubre de 2017

Reflexiones de un poeta

(AZprensa) Entre tanta información de ciencia, de salud y de actualidad, es bueno relajar el alma y para ello nada mejor que dar cabida, de vez en cuando, a la poesía. Por eso, en esta ocasión, compartimos estas reflexiones:

“Podrá no haber poetas, pero siempre habrá poesía mientas… haya un misterio… haya esperanzas y recuerdos… haya un ser amado”

“Yo me siento arrastrado por tus ojos, pero a dónde me arrastran no lo sé”.

“Dormido, en el murmullo de tu aliento,
acompasado y tenue,
escucho un poema que mi alma
enamorada entiende”.

“El alma que amar puede con los ojos,
también puede besar con la mirada”.

viernes, 20 de octubre de 2017

Glaxo y Cinfa se disputan el liderazgo en farmacias

(AZprensa) El laboratorio investigador GlaxoSmithKline (GSK) y el especializado en genéricos Cinfa, se disputan el liderazgo del mercado español de ventas de medicamentos a través farmacias. Con unas ventas (en precio de venta al público) de 754 millones de euros en los últimos 12 meses (octubre 2016 – septiembre 2017) GSK tiene un 3,8 por ciento de cuota de mercado, seguido muy de cerca por Cinfa, correspondiendo la tercera posición a Sanofi-Aventis con una cuota del 3,6 por ciento.

En el siguiente cuadro, correspondiente al último informe de “Evolución del mercado de la farmacia española” realizado por la compañía QuintilesIMS, se ofrecen las ventas y cuota de mercado de los 10 primeros laboratorios en este periodo en el que el mercado farmacéutico español (a través de farmacias) ha crecido un 1,5 por ciento; un mercado, por cierto, bastante repartido ya que a los 10 primeros laboratorios sólo corresponde el 28,3 por ciento del mercado total que en este periodo ha alcanzado la cifra de 19.737 millones de euros.

jueves, 19 de octubre de 2017

Los Colegios de Médicos crean sus propias aseguradoras

(AZprensa) Tras unos años en que las compañías de seguros no sólo prestaban sus servicios a los Colegios de Médicos sino que influían en las campañas electorales apoyando aquellas candidaturas que les asegurarían la renovación de sus contratos, se está pasando ahora al autoabastecimiento en materia de seguros, creando los Colegios de Médicos sus propias compañías de seguros que den servicio a sus colegiados en materia de seguros de responsabilidad civil profesional, salud, hogar, automóvil, etc.

Algunos Colegios ya habían iniciado este camino, como –por ejemplo- los de Alicante, Cantabria y Vizcaya, pero también uno de los grandes como es el de Barcelona. Pues bien, ahora el otro grande, el Colegio de Médicos de Madrid que congrega a 44.000 colegiados ha dado ese paso.

El presidente del Colegio de Médicos de Madrid, Miguel Ángel Sánchez Chillón ha indicado que “tras limpiar la institución de empresas externas que tenían sus propios intereses queremos contar con una empresa, participada al cien por cien por el Colegio, que nos dé seguridad”, aclarando que “no hay ningún impedimento legal para hacerlo ya que contamos con un informe jurídico positivo”. Su objetivo es que “los médicos de Madrid cuenten con nuevos seguros y en las mejores condiciones de mercado y que los beneficios que se obtengan reviertan en más formación e investigación”, es decir, que los beneficios de la gestión se reinviertan en beneficio de los médicos colegiados.

La pregunta que queda ahora en el aire es "¿qué dirán las compañías aseguradoras ahora que se les está marchando este importantísimo nicho de mercado?".

miércoles, 18 de octubre de 2017

En defensa de la ética en los Colegios de Médicos

(AZprensa) Adjuntamos el artículo de opinión titulado “Así no”, del presidente del Colegio de Médicos de Salamanca, Manuel Gómez Benito:

“Ante el conocimiento de la reciente sanción impuesta a un Colegio de Médicos de Castilla y León por vender los impresos de certificados de defunción a un precio diez veces superior al estipulado oficialmente (cuyo texto se adjunta más abajo), deseo hacer una reflexión como presidente del Colegio de Médicos de Salamanca.

Como presidente del Colegio de Médicos de Salamanca, que forma parte del Consejo de Colegios de Médicos de Castilla y León, considero un agravio lo sucedido, máxime tratándose de un Colegio presidido por la misma persona que el Consejo Autonómico de Colegios de Médicos.

Para mí se trata de un hecho fuera de lo normal, un comportamiento ajeno al de personas o entidades nobles, que entre sus principales principios debieran tener la observación y control del comportamiento ético de todos los colegiados. Rechazamos de plano hechos como estos y nos eximimos de toda responsabilidad. Estos acontecimientos afectan a los médicos de Castilla y León, pero manchan a todos los colegiados de la OMC (Organización Médica Colegial) y trasciende a la sociedad en su conjunto, que valora negativamente y con descrédito comportamientos que suponen, como indica la nota publicada, una resolución condenatoria al Colegio de Médicos citado.


Se trata de un cobro ilegal, al sobrecargar diez veces el precio de un documento oficial del Consejo General de Colegios de Médicos de España y que viene marcado por el Consejo General con el precio legal, que es lo que cobran los demás colegios a quien solicita tal impreso.

Hacer negocio como aclara la nota, con documentos oficiales, nos parece deleznable, por lo que declinamos cualquier responsabilidad del Colegio que represento. Quiero dejar claro que estamos muy lejos y frontalmente opuestos a estas prácticas que pueden llegar a ser de corte paramafioso cuando menos.

Espero que tomen postura la Comisión Deontológica del Consejo de Colegios de Médicos de Castilla y León; la Comisión Deontológica nacional y la Junta Permanente de la OMC que según parece mantiene en su organigrama algún personaje de difícil denominación: ora de asesor, ora de muñidor y por ahí.
Estos medios deben dar muestras de que vigilan con atención y exigencia estos comportamientos.
Si no fuera así, podrán ser fácilmente descalificados desde lugares interesados, de los que no estamos libres.
Todo lastre debe ser eliminado de instituciones como la nuestra, que no necesita de organismos que bajo su capa quieren medrar para ser alguien y aparentar un lustre que no alcanzan".

Fdo. Manuel Gómez Benito
Presidente del Colegio de Médicos de Salamanca

martes, 17 de octubre de 2017

Te busco

(AZprensa) A veces los versos de un poema caminan tan deprisa como el andar apresurado de quien acude al encuentro de su amada. Este poema titulado “Te busco” bien podría ser un ejemplo representativo:

Te busco, te espero...
Camino por las calles,
unas alegres, otras solitarias;
voy a tu encuentro.
Madrid céntrico, corazón de España.
Consulto el reloj y acelero.
Me dirijo hacia ti; la impaciencia
me invade y siento cómo
el corazón emocionado salta de alegría.

Atravieso una plaza, entro en el metro.
Estación tras estación
pasan rápidas.
Luego salgo y camino.
Te busco, sé dónde y me alegro.
Después otra plaza, más calles;
me dirijo a la cita puntual, contento.
Una calle sorteando a la gente,
voy en tu busca, y en los labios la sonrisa,
la impaciencia por verte, por sentir
que tú estás a mi lado.

Después de unos largos minutos, llego.
No estás y te espero; yo, tranquilo.
Todo está calmado.
Doy un paso, me detengo,
elevo mi vista; te espero...

(Vicente Fisac, “Introducción al amor”)

lunes, 16 de octubre de 2017

En Plutón también nieva

(AZprensa) Aunque Plutón es muy diferente a la Tierra (por ejemplo, es mucho más frío, su atmósfera es más ligera y el hielo de su superficie está hecho de metano y nitrógeno en vez de agua) también nieva.

Usando un modelo similar al que usan los meteorólogos para pronosticar el tiempo, los científicos han encontrado evidencia de las características de la nieve y el hielo en Plutón, algo que hasta ahora sólo se había visto en la Tierra.

Esta serranía de crestas, bautizadas como Dorsa Tártaro, ha precisado condiciones climáticas similares a las de la Tierra, aunque en una escala muy diferente, para su formación. Las crestas alcanzan los 500 metros de altura y están separadas por unos tres a cinco kilómetros

jueves, 12 de octubre de 2017

RENFE engaña a los jubilados

(AZprensa) Con la mayor caradura del mundo RENFE anuncia a bombo y platillo las ventajas de su “Tarjeta Dorada”, con la cual los mayores de 60 años pueden obtener descuentos del 40% (si viajan de lunes a jueves) o del 25% (si viajan de viernes a domingo). Mentira total y tomadura de pelo. Un ENGAÑO con mayúsculas.

Veamos un ejemplo. Un viaje de dos personas en AVE, ida y vuelta, Madrid-Málaga. Elegimos tarifas baratas de Turista y el precio total final es de 235 euros. Aplicamos sobre ese precio el descuento de “Tarjeta Dorada” y ¿qué nos sale? ¡Sorpresa! ¡El precio descuento es de 289 euros! ¡54 euros más caro!

¿Qué es lo que pasa? Pues que las tarifas baratas no admiten descuento de “Tarjeta Dorada”. Ese descuento sólo se aplica sobre las tarifas normales, y aplicando a las mismas el descuento, resulta que el precio obtenido es mayor que el de una tarifa barata en turista sin necesidad de ningún descuento.

En conclusión: si quieres viajar barato saca tus billetes por Internet en la fecha en que estés seguro no vas a hacer ningún cambio (este tipo de billetes no admite cambios ni anulaciones) y de esta forma obtendrás unos precios más baratos que con ninguna otra clase de oferta o descuento especial. Pero si no quieres arriesgarte, porque no estás seguro de si al final tendrás que cancelar o cambiar la fecha del viaje, saca tu billete en una hora de esas que llaman “valle” (horas en que al haber menos viajeros, ponen precios más baratos) y obtendrás unos precios más baratos que si intentas aplicar la famosa y mentirosa “Tarjeta Dorada”.

domingo, 8 de octubre de 2017

Si estás herido, lo mejor es un buen polvo

(AZprensa) ¿Estás herido? ¿Te gustaría curarte rápido? Para eso, no hay nada mejor que un buen polvo. Pero no uno cualquiera, sino uno con categoría de Premio Nobel. Me estoy refiriendo a los polvos de Azol (sulfoniramida) descubiertos por el patólogo y bacteriólogo alemán Gerhard Johannes Paul Domagk (1895 - 1964) que obtuvo el Premio Nobel de Medicina en el año1939.

Un producto antiguo, barato (sólo 4 euros), y que ayuda a la cicatrización de las pequeñas heridas evitando el riesgo de infección.

A lo largo de todos estos años se han ido descubriendo muchos nuevos productos (cada vez más caros) pero sin embargo hay algunos (como la Aspirina o los polvos de Azol) que siguen siendo tan válidos ahora como entonces.


Por cierto, animo a los científicos a abrir una nueva línea de investigación: a los primeros síntomas de herpes labial (ese picorcillo que se siente cuando aún no hay visible ninguna lesión) un poquito de polvos de Azol en la zona (cuidando no ingerirlos) y la lesión del herpes no llegará a despuntar.

jueves, 5 de octubre de 2017

Nuevo blog de Ciencia y Misterio

Tras un amplio periodo de rodaje ya está plenamente operativo el nuevo blog del periodista y comunicador Vicente Fisac sobre Ciencia y Misterio, titulado “Universo inefable”. Cada día se incluirán en él diversas informaciones sobre estos temas bajo la premisa de un periodismo enteramente personal e independiente, no exento de una brizna de humor.

Os invitamos a conocer este nuevo espacio digital de información sobre tantas y tantas cosas que desconocemos: https://universoinefable.blogspot.com.es/

martes, 3 de octubre de 2017

Estados Unidos y Suiza son los reyes de la industria farmacéutica

(AZprensa) Según podemos ver en el ranking de ventas de los principales laboratorios farmacéuticos, correspondiente al primer semestre de este año, dos laboratorios suizos ocupan el primer y tercer puesto, algo muy meritorio para tan pequeño país.
Pero Estados Unidos, que sigue siendo el principal mercado farmacéutico, domina este sector aunque no lo lidere, y coloca hasta seis laboratorios entre los 10 primeros.

Sólo un laboratorio francés y uno británico se cuelan en este ranking que demuestra la fortaleza del mercado farmacéutico estadounidense y, por supuesto, del radicado en Suiza.

lunes, 2 de octubre de 2017

Jardín 24 horas

(AZprensa) Todos conocemos negocios y comercios que se anuncian como “24 horas”, esto es, su horario comercial es de 24 horas al día 365 días al año. Farmacias o gasolineras son un ejemplo clásico de ello. Pero ¿sabías que también existe un Jardín Botánico que tiene abiertas sus puertas al público 24 horas diarias y 365 días al año? Y además la entrada gratuita al mismo es libre, tan libre que no tiene vallas que lo rodeen, ni caseta de recepción, ni nada que pueda coartar la libertad de quienes deciden entrar a visitarlo. Ese Jardín Botánico está en la ciudad de Tromsø  (Noruega) y pasear por sus senderos para contemplar los diferentes ejemplos de plantas boreales, todo perfectamente cuidado, es un auténtico placer. Lógicamente los meses de verano son los mejores para realizar la visita, ya que en esa época se produce un estallido floral que embriaga los sentidos. Como muestra, estas dos fotografías.



domingo, 1 de octubre de 2017

Frases geniales sobre la obesidad

(AZprensa) La Ciencia y la Salud no deben estar reñidas con el humor; es por esto que de vez en cuando incluimos en AZprensa algunas gotas (y en este caso diluvio) de humor. Recogemos a continuación mil frases divertidas sobre la obesidad. No es que la obesidad deba tomarse a risa... es que lo que debe tomarse a risa es todo, absolutamente todo lo que acontece en nuestra vida. Somos tan pequeños, tan insignificantes, que no podemos ni debemos tomarnos en serio. Hay que aceptar nuestra insignificancia con sentido del humor, hay que saber reírse de las desgracias, hay que saber reírse de nosotros mismos. Me viene a la memoria la escena de una película cuando le preguntan a una persona gravemente herida si le duele mucho, y esta persona responde “sólo cuando me río”. Pues eso, aun en tan extremas circunstancias hay que reírse porque –además- la risa es la mejor medicina para el cuerpo y para el alma....

Estas son las frases sobre la obesidad que intercambiaron tres personajes (Inefable, César y Rapunzel) así como algún otro personaje que pasaba por allí y se unió a esta loca absurdidad.

Unas son absurdas, otras tontas, otras irónicas, otras agudas, otras geniales... y de vez en cuando van haciendo referencia a acontecimientos de la actualidad, lo que permite –aunque parezca increíble- seguir el discurrir de la historia de España (2011 a 2014) a través de esta sarta de tonterías. Veremos frases relacionadas con lo que han hecho nuestros nefastos políticos, los banqueros, los chorizos, los deportistas de élite... sus hazañas y sus fechorías han sido a veces tan gordas que han merecido quedar reflejadas en frases gordas alusivas. E incluso veremos, en algunos momentos, cómo se establece un diálogo de frases –a cuál más gorda, más absurda y más genial- entre sus contribuyentes que luchan de forma encarnizada por reventar cualquier báscula.

Paco Martos.- No estoy gordo, es que me infláis a comentarios

Paco Martos.- No estoy gordo, soy tipo tela de cortina, doble de ancho...
César.- No es que esté gordo... es que me he dado de sí.
César.- No es que este gordo... es que me veis en panorámico 16:9.
César.- No es que esté gordo... es que estoy en 3D .
César.- No es que esté gordo... es una doble imagen.
Inefable.- No es que esté gordo, es que estoy tumbao.
César.- No es que esté gordo... es mi ego que se expande.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Godo.
César.- No es que esté gordo... es que estoy entre paréntesis.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy tan agarrao que no suelto ni el aire que inspiro.
Inefable.- No es que esté gordo… es que soy muy respetuoso con el refranero español, especialmente con ese refrán que dice “más vale tener que desear”.
Inefable.- No es que esté gordo… es que soy elástico.
César.- No es que esté gordo... es que soy de amplio espectro.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy henchido de satisfacción.
Anónimo.- No es que esté gordo... es que soy de hueso ancho.
César.- No es que esté gordo... es que mi yo se ha comido a mi circunstancia.
César.- No es que esté gordo... es que me gusta aprovechar los espejos a tope.
Inefable.- No es que esté gordo… es que me han filmado en barrido.
César.- No es que esté gordo... es que soy extrovertido corporal.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy abrazando el horizonte.
César.- No es que esté gordo... es que el verbo se me hizo carne (en concreto la primera persona del pretérito perfecto del verbo comer)...
César.- No es que esté gordo... es que soy parte de un estudio internacional experimental sobre la capacidad de la piel de estirarse.
Inefable.- No es que esté gordo… es que colecciono lipocitos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy cardado.
César.- No es que esté gordo... es que cuando digo lo que pienso, me quedo más ancho que largo.
Sergio.- No es que esté gordo... es que tú estás delgado (perdón por entrometerme, pero es que lo leí y no podía para de reírme).
Sergio.- No es que esté gordo... es que me preparo para una hambruna.
César.- No es que esté gordo... es que soy de expresiones “lipidinosas”.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me gusta rellenar todos los huecos.
César.- No es que esté gordo... es que me gusta caerme por los dos lados de la cama a la vez.
Inefable.- No estoy gordo... es que no quiero que focas e hipopótamos se sientan acomplejados.
César.- No es que este gordo... es que cuando digo lo que pienso me quedo más ancho que largo.
Inefable: No es que esté gordo... es que conservo mi línea... circular.
César.- No es que este gordo... es una fórmula geométrica errónea: mi área corporal es base mas altura multiplicada por dos.
Inefable: No estoy gordo... es que estoy explorando mis límites.
César.- No es que esté gordo... es que soy efervescente.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en expansión.
Inefable.- No es que esté gordo… es que tengo estreñimiento gaseoso.
Inefable.- No es que esté gordo… es que mi imaginación se rebosa.
César.- No es que esté gordo... es que la tele como todo el mundo sabe, ensancha... y ya sabes en lo que trabajo.
Inefable: No estoy gordo... es que me falta delgadez.
César.- No estoy gordo... soy de defectos secundarios.
Inefable: No es que esté gordo... es que voy sobrao.
César.- No es que esté gordo... es que soy de áurea corpórea expandida.
Yoolian.- No es que esté gordo... es que ¡m'han aplastao!
Inefable.- No es que esté gordo... es que he comido pez globo y todavía no se ha desinchao!!!
César.- No es que esté gordo... ez que me guta padezedme a un ozito.
Inefable.- No es que esté gordo… es que fui al médico, me dijo “inspire, expire, inspire, expire, inspire…” y entonces le llamaron para una urgencia y desde entonces no he vuelto a verlo.
César.- No es que esté gordo... es un grano.
Inefable: No es que esté gordo… es que soy la bomba.
César.- No estoy gordo, es que me he tragado una promesa electoral.
Inefable.- No estoy gordo... es que estoy en plenitud.
Ana.- No estoy gordo, es que me he aguantado los gases.
Anónimo.- No estoy gordo, soy una persona de contorneidad aumentada.
Inefable.- No estoy gordo... es que soy un Sol.
César.- No es que esté gordo... es que estoy en código binario.
César.- No es que esté gordo... es que me estoy manifestando.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me llevé un susto y me caí… redondo.
César.- No es que esté gordo... es que voy lastrado para no levitar.
Inefable.- No es que esté gordo… es que me confundí y me comí un plato de levadura.
César.- No es que esté gordo... es que mi ombligo tiene envidia de los volcanes islandeses.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy así de generoso.
César.- No es que esté gordo... es que estoy preparando unas oposiciones de "tentetieso".
Ana.- No estoy gordo...es que quiero estar cuadrado.
Ana.- No estoy gordo...es que retengo líquidos.
César.- No es que esté gordo... es que no quiero verme las ingles.
Inefable.- No es que esté gordo… es que cuando miro para abajo no me gusta verme los pies.
César.- No es que esté gordo... es que soy una fantasía endocrinológica.
Inefable: No es que esté gordo... es que se ma salido la hernia.
César.- No es que esté gordo... es que tengo un gran debate interno.
Inefable: No estoy gordo... sino extendido.
César.- No estoy gordo... es que han acampado dentro.
César.- No es que este gordo... es que he hecho un pacto con mi tripa: ella se dilata y a cambio yo no paso hambre.
César.- No es que esté gordo... es que soy de Rubens.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy siguiendo mi sombra.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy henchido de satisfacción.
Inefable.- No es que esté gordo… es que estoy bien alimentado (esto es lo que dicen todas las madres de sus hijos).
Inefable.- No estoy gordo... es que estoy de vaca... ciones.
César.- Engordo, luego existo.
Inefable.- No es que esté godo... es que luzco mucho.
César.- Gordo es el que dice gorderías.
César.- No es que esté gordo... es un círculo vicioso.
César.- Engordar es morir un poco... o vivir un poco más...
César.- no es que esté gordo... es que me he presentado a las primarias, las secundarias y hasta el postre.
Inefable.- No estoy gordo... es que estoy ampliando mis fronteras.
Inefable.- No estoy gordo... es que voy desatao.
César.- No es que esté gordo... es que una administrador de este blog ha eliminado mi fuerza de voluntad para comer menos.
Ana.- No es que este gordo... es que me he hecho una ampliación de estómago.
César.- No es que esté gordo... soy de pecho bajo.
Inefable.- No es que esté gordo… es que me gusta la como… didad.
César.- No es que esté gordo... es el marco incomparable del congreso nacional de gorrones zampabollos.
Inefable.- No estoy gordo... es que estoy mullido.
César.- No es que esté gordo... es que tengo un tamaño (como me acaban de decir en una grabación... je je...).
Ana.- No es que este gordo... es que me estoy dilatando.
Inefable.- No es que esté gordo… es que he crecido a lo ancho.
César.- No es que esté gordo... es la mala hos... que se me pone a veces y que un día me hará reventar.
Inefable.- No soy gordo... sino convexo.
César.- No es que esté gordo... es que tengo el síndrome de Zelig (camaleón...) y como estoy haciendo todo el día DVD's... pues, ea... solidario que es uno.
César.- La obesidad bien entendida, empieza por uno mismo.
Inefable.- No es que esté gordo... es más, todo lo contrario: estoy delgado. Lo que pasa es que me tragado un hueso de aceituna!
César.- No es que este gordo... es que estoy proyectando centrífugamente mis órganos internos.
Inefable.- No soy gordo… sino circular.
Inefable.- No es que esté gordo… es que después llegar a los 100 comentarios a este blog me he quedao más ancho que largo.
La Masa.- No es que esté gordo... es que soy LA MASA. Eso sí, en tonos crudos, que este año se llevan mucho y es que le verde nuclear no pega con nada, nada, nada.
Ana.- No es que este gordo... es que estoy estreñido.
La Masa.- No es que este gordo... es que tengo un don... Don Pimpon.
Ana.- No es que este gordo...es que tengo acciones de Cruz Campo.
Ana.- No es que este gordo...es que estoy achatado por la cabeza y ensanchado por la cintura.
La Masa.- No es que esté gordo... es que quiero alterar las mareas.
César.- No es que esté gordo... es que La Masa se me ha metido dentro y me ha abducido.
Inefable.- No es que esté gordo... es que caigo (gordo).
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un Sol.
César.- No es que esté gordo... es que me estoy centrando... he decidido ser un planeta... y busco órbita...
César.- No es que esté gordo... es un pensamiento absurdo que se está inflando.
Inefable: No es que esté gordo... es que estoy lustroso.
César.- No es que esté gordo... es que soy inflable.
César.- No es que esté gordo... y que sea inflable... es que me están inflando los...
Inefable: No es que esté gordo... es soy yo en mi máxima expresión.
César.- No es que esté gordo... es una ilusión de prosperidad.
César.- No es que este gordo... es que tengo la autoestima en ignición.
César.- No es que este gordo... es una visión a mala leche de mi espejo... que me tiene ganas...
César.- El gordo no nace...se hace a base de pasta... de mucha pasta...
César.- Nutriente... no hay camino... se hace grasa en el sofá (Machado y Hembrado).
Inefable.- No estoy gordo... es que me gusta lucir lo que como.
Inefable.- No estoy gordo... es que soy eutrófico.
Inefable.- No estoy gordo... es que ignoro lo que es el catabolismo.
Inefable.- No estoy gordo... es que asimilo bien.
César.- No es que este gordo... es que soy muy dormilón y se me pega la almohada.
César.- No es que este gordo... es una resonancia grasienta.
Anónimo.- No es que esté gordo... es que me gusta rebozarme como una croqueta.
César.- No es que este gordo... me gustan las tallas grandes... valen lo mismo... amortizando!!!
César.- No es que este gordo... soy probador extremo de leyes de gravedad.
César.- Ríndete, Vicente ¡Sal con las manos en alto! ¡Estás rodeado por mi tripa! jua jua.
César.- Gordo... gordo... gordas son las "Lolas" de la chica del ultimo blog de Inefable... jua jua... voy salvaje ¡Me he soltado el cinturón.... ahhhh!
Ana.- No es que este gordo...es que me da envidia del cerdo ibérico.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en oferta.
César.- No es que este gordo... es que estoy opositando a modelo de Botero.
César.- No es que esté gordo... es que soy el suplente de King Africa.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy desparramao.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo un cuerpo optimista.
César.- No es que esté gordo... soy fan de Bibendum (el muñeco de Michelin).
Inefable.- No es que esté gordo... es que fui al dentista a que me sacase una muela, la raíz estaba tan fuerte y profunda que al tirar me sacó todo el esqueleto y entonces me tuvo que rellenar de miraguano (el relleno de los peluches, por si no lo sabías).
César.- No es que esté gordo... es que estoy acolchado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que es más fácil saltarme que rodearme.
César.- No es que esté gordo... es una sensación de plenitud inmensa.
Inefable.- Como... luego engordo (versión obesa del famoso "Cogito ergo sum").
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Juan Palomo (yo me lo guiso yo me lo como).
Ana: No es que este gordo...es que soy sobresaliente.
César.- No es que esté gordo... es que no me gusta discutir con mis abdominales, que me han salido flojos.
César.- No es que esté gordo... es que soy excedente.
Inefable.- No es que esté gordo... sólo estoy rellenito (de fabada, de cocido, de morcilla...).
César.- No es que esté gordo... es que han hecho elecciones sindicales mis músculos y los abdominales ganaron (por abultada mayoría, claro) y se han liberado.
Inefable.- No es que esté gordo… es que sigo al pie de la letra el lema de Buzz Lightyear (Toy Story): “Hasta el infinito y más allá”.
César.- No es que esté gordo... es mi ombligo que tiene delirios de grandeza.
Inefable.- No es que esté gordo... es mi forma de comer palomitas (me trago los granos de maíz primero y luego me meto en el microondas hasta que todas hayan hecho poof poof).
César.- No es que esté gordo... es que soy una arca de Noe en vivo... pero tengo que intentar no comerme los animales muertos.
Ana.- No es que este gordo...es que quiero ir a la playa con balón incorporado.
César.- No es que esté gordo... es que tengo un balón extragástrico.
Inefable.- Este blog no está gordo... es que ahora es un menage a trois.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy reventao.
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi inspiración es infinita.
César.- No es que esté gordo... es que me rindo ante tu imaginación infinita...
César.- No es que esté gordo... es que me estás mirando demasiado cerca... cuestión de perspectiva...
Inefable.- No es que esté gordo... es que el plumífero me lo he puesto por dentro.
César.- No es que esté gordo... es que estoy achinao.
Inefable.- No es que esté gordo... es la cara de asombro que acabo de poner viendo lo inútiles que son los técnicos de Ferrari.
César.- No es que esté gordo... es que yo era de Ferrari y mi equipo se equivocó al ponerme los michelines y me pusieron los de un camión.
Inefable.- No es que esté gordo... es que en vez de sacarme una espinilla, apreté en sentido contrario y la metí pa dentro (¡Cómo sería la “espinilla”!).
César.- No es que esté gordo... es que me hago "flags" con Levadura Royal.
Inefable.- No es que esté gordo... es que nadie me dijo que la sopera no se comía, y era tan bonita que no quise masticarla para que no se rompiera así que... ¡glup!
Ana.- No es que este gordo... es que lo bueno abunda.
Ana.- No es que este gordo... es que me miras con malos ojos.
César.- No es que esté gordo... es que me he comido tantos "marrones"... que estoy "glassé".
Ana.- No es que este gordo...es que estoy "forrinchao".
César.- No es que esté gordo... es que con el calor que hace, estoy ahuecando las plumas... y abultan.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo amplitud de tripas.
César.- No es que esté gordo... es todo por ser muy limpio... soy como el arroz... cuando me ducho me hincho... Miedo me da meterme en las piscinas.
César.- No es que esté gordo... es la rutina que se me indigesta.
Ana.- No es que este gordo...es que me gusta tirarme a la piscina de panza y salpicar.
César.- No es que esté gordo... es el calor que me dilata.
Inefable.- No soy gordo... sino de calibre grueso.
Inefable.- No estoy gordo... simplemente tengo un cierto volumen.
Inefable.- No estoy gordo... aquí el único que ha engordado ha sido mi intestino delgado que ahora está de mejor ver.
César.- No es que esté gordo... es que quiero ser el primer humano con órbita propia.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me han inflao... (a tortas, bofetadas, puñetazos, patadas).
Inefable.- No es que esté gordo... es que se me ha soltado el airbag.
César.- No es que esté gordo... es que de la panza sale la danza... ¡Lo que se está perdiendo el Bolshoi!
Inefable.- No es que esté gordo... es que los ojos se me han puesto como platos del asombro al contemplar lo maravillosamente bien que está quedando "El dulce gorjeo del buitre en celo". ¡Qué calidad literaria! ¡Qué riqueza de personajes y situaciones! ¡Qué maravilla de acción y trepidantes acontecimientos!... y eso que todavía no se ha incorporado Ana.
César.- No es que esté gordo... es un efecto secundario de emoción inefable.
Ana.- No es que esté gordo...es que me sale el colesterol hasta por la barriga.
Inefable.- A caballo regalado ¡híncale el diente! ... ¿o no era así el refrán? ¿En qué estaría yo pensando?
Ana.- No es que esté gordo...es que me han puesto los piños y los estoy probando.
César.- No es que esté gordo, es un big-bang cósmico localizado en mi tripa.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me gusta conservar mi líquido seroso.
Ana.- No es que esté gordo...es que estoy forrado... pero de grasa.
Ana.- No es que esté gordo...es que en época de picotas estoy todo el día picoteando.
César.- No es que esté gordo... es un solsticio de merendando.
Ana.- ¿Los disgustos engordan...?
Ana.- No es que esté gordo... es que soy enorme.
César.- No es que esté gordo... es que me estoy dilatando.
Inefable.- No es que esté gordo... es que con el calor que hace me he dilatao.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he dilatao tanto que he alcanzado a mi cuerpo astral.
Inefable.- No es que esté gordo... es que hace tanto calor que estoy hirviendo y lo que ves son mis burbujas.
César.- No es que esté gordo... es que me estoy convirtiendo en una garrafa humana de tinto de verano.
Inefable.- No soy gordo... es que soy de cintura generosa.
César.- No es que esté gordo... es que soy un lunático y me afecta la gravedad... me aplasta.
Inefable.- No estoy gordo (que suena muy basto); estoy orondo (que suena mucho más elegante).
César.- No estoy gordo... es un espejismo producido por el calor sahariano.
Inefable.- No estoy gordo... sólo un poco espeso.
César.- No es que esté gordo... es que estoy conservado en aceite, como el atún.
Inefable.- No es que esté gordo... es que como estoy conservado en aceite como el atún y ahora dicen que tiene mucho mercurio...
César.- No es que esté gordo... es fui asesor de la S.G.A.E.
Anónimo.- No es que esté gordo... es que tengo más cara que Teddy Bautista.
Inefable.- No es que esté gordo... es que sigo el espíritu de la S.G.A.E.: "to pa mí".
César.- No es que esté gordo... es que soy parte de un programa de protección de testigos y algo me han hecho para cambiar mi metabolismo.
Ana.- No es que esté gordo...es que con "El dulce gorjeo del buitre en celo" no paro de comer bocadillos de mortadela frente al ordenador.
Inefable.- No es que esté gordo… es que soy funcionario y me gusta hacer todo (incluidas las comidas) por triplicado.
César.- No es que esté gordo... es que me gusta verme sin bajar la mirada.
Inefable.- No es que esté gordo… es que estoy espléndido (como "Garvey").
César.- No es que esté gordo... es por llevar la contraria a este mundo que promociona la estética anoréxica... Operación bikini... ¡jarhhh!
Ana.- No es que esté gordo...es que me gusta caerme redondo.
César.- No es que esté gordo... es que me gusta comerme la vida.
Ana.- No es que esté gordo... es que mi héroe era Mr. Potato.
César.- No es que esté gordo, es que me he comido el orgullo.
Inefable.- No soy gordo... simplemente soy abundante.
César.- No es que esté gordo... es que ya estoy maduro y espero a que me recolecten.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no quepo en mí de gozo.
César.- No es que esté gordo... es que por la piscina me hincho como los garbanzos en el cocido.
Ana.- No es que esté gordo... es que estoy saturado de "Palabras Inefables" y voy a reventar.
César.- Ya no estoy gordo... hice pluf, plaf, pof y adelgacé... resultaba que eran gases... naturales.
Ana.- No es que esté gordo... es que me parezco a Sancho Panza... No se puede comer mucho en verano... es mejor beber.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy saturao de tantas frases geniales.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy saturao de tantas frases geniales sobre la obesidad, así que yo también me voy de vacaciones. ¡Felices idem!
Inefable.- No estoy gordo... es que me encontraba paseando por las montañas rocosas de Estados Unidos y abrí la boca para bostezar y entonces me entró el balón de penalti lanzado por Sergio Ramos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que es así como me ven los seguidores del Real Madrid tras comprobar como el Atleti jugará este mes de mayo dos finales europeas, la de fútbol y la de balonmano!
Inefable.- No soy gordo... simplemente es que no estoy aplastado por un autobús como las Copas de Sergio Ramos
Inefable.- No estoy gordo, sólo es... férico.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy tan asombrado que he puesto los ojos como platos... y me los han llenado de panceta, de tocino, de chorizo, de garbanzos... y no he podido resistir la tentación: he cerrado los ojos y me lo he tragado todo.
Inefable.- No es que esté gordo, es que he comido en la Trattoría Marquinetti, de Tomelloso, famosa por haber liderado el año pasado la preparación y degustación de la pizza más grande del mundo: 1.141,5 metros de pizza!!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy... ¡Olímpico!
Ana, César e Inefable.- ¡Felices vacaciones!
Inefable.- No estoy gordo... el que está gordo es este post que acaba de alcanzar las 8.000 visitas!!!
Inefable.- No estoy gordo... es que me he comido un Donut sin masticarlo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que voy sobrao.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy como el rey, "lleno de orgullo y satisfacción" al ver lo bien que va este año el Atleti.
Anónimo.- No es que este gordo....es que este es mi lado malo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no paro de cantar eso de "Ole, ole, ole, Cholo Simeone" (Líderes de la Liga española y nuevo record de 16 victorias consecutivas en Europa).
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy insoportable.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy inspirado (y mientras no expire me encontraré muy hinchado).
Inefable.- No es que esté gordo... es que me mimetizo con el entorno.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no me di cuenta que eso era “paella” y me lo comí todo yo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy como una musaraña (Suncus etruscus) que necesita ingerir cada día el doble de su peso en comida.
Inefable.- No es que esté gordo... es que yo y mi circunstancia somos dos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he comido un pez globo... sin desinflar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy anabólico.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo tanta panza como caradura e hipocresía los Sindicatos (se aprovechan de la nueva legislación para despedir a 625 de sus empleados y luego montan una huelga contra ese mismo Gobierno)
Anónimo.- ¡Por el derecho a hacer huelga o a no hacerla, sin coacciones en ningún sentido!
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi catabolismo es muy vago y no cataboliza ná.
Inefable.- No puedo estar gordo... si sólo cómo al día una tortilla de tres huevos... de avestruz.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he comido un colín sin masticar y se me ha quedado atravesado en el estómago.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy buen estudiante y me gusta mucho el Cole... Sterol.
Inefable.- No es que esté gordo... es que lo que no mata, engorda; y como veis todavía sigo vivo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tú estás borracho y me ves doble.
Inefable.- No estoy gordo... estoy mullido.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un político y tengo más cara que espalda.
Las historias del búho.- No estoy gordo,.... estaba inflando una muñeca hinchable y se rompió la válvula.
Ana.- No es que esté gordo... es que tengo mucho aforo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy mullido.
Inefable.- No es que esté gordo... es que trabajo de tragasables en un circo y con esto de la crisis he tenido que sustituirlos por paraguas... con la mala suerte que el último era automático y se me abrió dentro.
Inefable.- No es que esté gorda... es que este vestido es de una talla menor (eso dicen todas).
Inefable.- No es que esté gorda... es que hago la vista gorda.
Ana.- No es que esté gordo...es que estoy relleno.
Ana.- Y el caso contrario...No es que esté delgado...es que me "han recortado" demasiado.
Inefable.- No es que esté gorda... es que soy muy salada, pero de sal gorda.
Ana.- No estoy gordita...sólo rellenita.
Inefable.- No es que esté gorda... es que tengo un embarazo psicológico y tengo que comer para dos.
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy lustrosa.
Inefable.- No es que esté gorda... es que más vale tener que desear.
Inefable.- No es que esté gorda... es que estoy de buen ver.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me tomo los zumos de naranja con las naranjas sin exprimir (o sea, enteras, como si fuesen uvas... y da un repelusín...)
Inefable.- No es que esté gorda... va a ser que tú me has mirado dos veces y las has sumado.
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy tomando corticoides.
Inefable.- jajaja, y ya lo dice el prospecto: "se pone cara de Luna". En fin, después de eso: No estoy gorda... estoy lozana.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy hidratado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy tan bueno que me salgo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que ya lo dice el refrán: "de lo que se come se cría" y en estas fechas, ya se sabe... ¡ROSCON de Reyes!
Inefable.- No es que estoy gordo... es que soy un plomo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy fermentando.
Inefable.- No es que esté gordo... ¡es que he aplastado a César!
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy lleno.
Inefable.- No es que esté gordo... es que (como diría Dinio si estuviese en mi lugar) “la manteca me confunde”.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy como Gerard Depardieu, al que se le han hinchado las narices (¡y qué narices!) de pagar tantos impuestos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me estoy aprovisionando para el Fin del mundo que será -eso dicen- mañana mismo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy "el Gordo"... de Navidad.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Papá Noel (todos los 24 de diciembre por la noche).
Inefable.- No es que esté gorda, es que... me fui a hacer una liposucción y la cosa salió mal, enchufaron el aspirador al revés y lo que hizo fue inyectarme más grasa.
Inefable.- No es que esté gordo... es que de pequeño me caí en una marmita... y me la tragué entera.
Inefable.- Ya no estoy gordo... después de dar tantos saltos de alegría con las victorias del Atleti en los últimos tres años (2 Europa Ligue y 2 Supercopas de Europa)y verlo ahora muy por encima del Real Madrid, pues resulta que he adelgazado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy como el presidente de la Generalitat de Catalunya; es decir: estoy de Mas.
Ana.- No es que esté gordo... es que me he tragado unos cuantos votos de Mas.
Ana.- No es que esté gordo... es que tengo mucho aforo.
Ana.- No es que esté gordo...es que el turrón y el vino estaban DIVINOS.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no tenía uvas y me comí 12 melones... y a uno por campanada!!!  PD.- Y eso fue por culpa de Ana, que se comió todos los turrones y no me dejó ninguna otra cosa que llevarme a la boca.
Ana.- No es que esté gorda...es que comiendo pasta "al dente" espero la felicitación de Vicente.
Inefable.- No es que esté gordo... es que siempre me pasa lo mismo el 5 de enero: le pongo comida a los camellos de los Reyes Magos y como luego no pueden subir hasta mi piso, me tengo que comer todo lo que les había dejado. Y este año hasta algarrobas!!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy... ¡la bomba! (Fdo: King Africa)
Ana.- No es que esté gorda...es que la báscula pesa mal
Inefable.- jajaja... ¡Cuántas veces he oído eso de la báscula!.. Bueno, aquí va otra frase: "No es que esté gordo... es que soy partidario del estilismo tipo botijo".
Ana.- No es que esté gordo...es que estoy como un morueco
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo overbooking de grasa.
Ana.- No es que esté gordo...es que estoy abotagado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un político con un cargo público muy importante y hago lo que todos mis colegas: “to pa mí”.
Ana.- No es que esté gordo...es que me he desparramado
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo muchas aspiraciones.
Ana.- No es que esté gorda...es que los recuerdos me engordan
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy muy repretada
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy pesao
Ana.- No es que esté gorda...es que valgo lo que peso
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy rolliza
Inefable.- No estoy gordo... es que... es que estoy empanao... ¿eh? ¿qué dices?...
Ana.- Sí, empanao en pan rallao
Inefable.- No es que estoy gordo... es que soy un animal y me he zampao de golpe todos los panecillos de San Antón.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy ovoide.
Ana.- No es que esté gorda...es que soy una peonza
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que alguien me rompió el corazón y me llené el barrigón
Inefable.- No es que esté gordo... aquí lo único gordo es este post, porque yo siempre he estado delgado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que de pequeño me caí en la marmita pero, a diferencia de Obelix (que solo dio unos sorbitos) yo me la bebí toda y la dejé seca.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me criticaron por atar a los perros con longanizas y entonces decidí atarlos a ellos con cuerdas y comerme yo las longanizas... y como yo era criador de perros y tenía una jauría inmensa... pues eso.
Inefable.- No soy gordo... soy Gordillo (el de Marinaleda)
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Gordillo y me como yo solito todo lo que asalto en los supermercados.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me da tanto miedo Belén Esteban que me comí de golpe todo el pollo no se fuera a enfadar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy ambicioso (¿seré un político?).
Inefable.- No es que esté gordo... es que he explotado de alegría (con la victoria de España proclamándose campeona del mundo de balonmano).
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy sublime.
Inefable.- No es que esté gordo... es que aspiro a lo máximo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy chupón.
Ana.- No es que esté gorda...es que soy avariciosa
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que comiendo espero al hombre a quién yo quiero...y así me he puesto
Inefable.- No estoy gorda, lo que pasa es que soy una palomita y cuando me calientan... hago ¡pop!
Ana.- Y cuando haces ¡pop!...ya no hay stop
Inefable.- No es que sea gordo... es que me gustan las flores, sobre todo el Tulipan.
Inefable.- No soy gordo... soy convexo.
Inefable.- No es que esté gorda... es que estoy exageradamente exuberante.
Ana.- No es que esté gordo...es que soy panzuillo.
Inefable.- Pan... ¿qué? Jajaja.
No es que esté gordo... es que mi grasa está eclosionando.
Ana.- Viene de panzudillo que se ha transformado en "panzuillo"
Ana.- No es que esté gorda...es que soy buena moza
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy obediente y como me dijeron “Cómete este plato”, me lo comí... y eso que era de loza.
Inefable.- No es que sea gordo... es que ¡”cómo” soy! (del verbo “comer”)
Inefable.- No soy gordo... simplemente soy aficionado a la grasa.
Ana.- No es que esté gordo...es que como como un cerdo
Ana.- Yo regordete??...si es que ceno como un cerdete
Inefable.- No es que esté gordo... es que de pequeño fui al Cole Sterol.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me tomo todo tan a pecho... y luego va y se me baja al estómago.
Inefable.- No estoy gordo... es un disfraz grasiento.
Ana.- No es que esté gordo...es que caigo gordo
Inefable.- No eztoy gozdo... ez que zoy un ozito de peduche.
Ana.- No es que esté gorda...es que soy voluptuosa
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy fuerte
Inefable.- No estoy gordo... es que soy como un bizcocho en el horno.
Inefable.- No estoy gordo... es que la levadura me levanta... el estómago.
Inefable.- ¿Gorda yo?... como me quite la faja, te aplasto.
Rapunzel.- Vaya cacha pa mi hacha!!! Quién dijo gorda???
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy millonario y ¡estoy forrao! (Como Bárcenas)
Inefable.- Pienso... luego engordo.
Ana.- Engordo...luego como.
Inefable.- No es que esté gordo... lo que pasa es que empecé con los bizcochos y ya voy por los bizcnueves.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy fuera de mi.
Inefable.- No soy obeso... soy obseso.
Ana.- Obseso culinario?
Inefable.- Por ahí; pero... no soy Obeso... soy Joaquín.
Inefable.- Soy O beso... o sea, portugués y muy besucón.
Inefable.- No es obesidad... es “solidaridad”... con el último agujero de mi cinturón.
Ana.- La mujer, el melón y el queso, al peso. (Refrán manchego)
Inefable.- No estoy gordo... simplemente es amplitud perimetral.
Ana.- No es que esté gorda...es que soy de barriga holgada
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi tripa es apátrida y no conoce fronteras.
Ana.- No es que esté gorda...es que mi barriga es muy acogedora.
Inefable.- No estoy gordo... es que tú me sacas de mis casillas.
Inefable.- No estoy gordo... estoy inflamado.
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy con el SPM.
Inefable.- ¿Gordo yo? Acércame esa grúa para levantarme y ya verás...
Ana.- No es que esté gorda...es que el viernes me di un homenaje y lo he prolongado hasta el domingo.
Inefable.- No estoy gordo... es que soy Mr. Universo y por lo tanto estoy como el Universo... en expansión.
Ana.- No soy gorda...soy amplia y frondosa.
Inefable.- Pues yo no soy gordo... es la gordura la que se mete en mi.
Ana.- Y qué me dices de la cordura???
Inefable.- ¿La cordura? ¡Ah si yo te contara! Tenía tanta hambre y no tenía otra cosa a mano que me tragué una cordel... con tan mala fortuna que me hizo un nudo en el estómago. Desde entonces todo lo que trago se queda ahí atascado. Por eso digo que no estoy gordo... simplemente... retenido.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en expansión.
Ana.- Piiiiiii!!!! Repetida el 4 de marzo.
Ana.- No estoy gorda...soy moro laco, perdón morlaco.
Inefable.- No estoy gorda... es que soy muy absorbente... como una bayeta.
Inefable.- No es que esté gordo... es que luzco mucho.
Ana.- No es que esté gorda...es que la foca del Ártico se extingue y quiero ayudar a repoblar.
Ana.- Y me viene a la cabeza "las reflexiones" de un amigo de facultad que escribió en la pizarra: "La foca del Ártico se extingue / ayudadnos a repoblar / gordas compañeras de la clase / debéis rápidamente emigrar".
Inefable.- Magnífico ejemplo de poesía grasienta... Bueno, y aquí va otra:
- No es que esté gordo, es que me gusta mucho la Fórmula 1.
- ¿Y eso qué tiene que ver?
- Pues que tuve un problema y es que confundí la velocidad con el tocino.
Ana.- No estoy gordo...solo inmensamente grasiento.
Inefable.- No estoy gorda... es que soy la mujer de un foco.
Inefable.- No es que esté gordo... es que hace bastante tiempo que no me lavo.
Ana.- No es que esté gorda...es que soy adiposa.
Inefable.- Adiposa... como una osa. No es que esté gordo... es que me gustan las líneas curvas.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que lo que come el mulo no lo caga el culo...y voy a reventar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un cerdo y estoy en vísperas de San Martín. PD.- Ya sabes: a todo cerdo le llega su San Martín.
Inefable.- No es que esté gordo... es que rezumo hacia dentro.
Ana.- No es que esté gorda...es que mientras Bankia baja a mínimos mi apetito sube al máximo.
Ana.- No es que esté gorda...es que me he tupido de torrijas.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy desbordado.
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy tan quemada que ya no quemo ni una caloría.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy repretao.
Inefable.- No es que esté gordo... es que quiero abarcarlo todo.
Ana.- No estoy gorda...me gusta desparramarme.
Inefable.- No estoy gordo... es mi ego sublimado.
Ana.- No es que esté gordo...es que tengo más tocino que un gorrino.
Inefable.- Ana dijo... No es que esté gordo... es que soy muy rencor oso.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy fuera de contexto.
Ana.- No es que esté gorda...es que tengo buen saque...y no soy delicada.
Inefable.- No es que esté gordo... es que mis células adiposas son muy religiosas y hacen caso del mandato bíblico: "Creced y multiplicaos".
Ana.- No es que esté gordo...es que se me están hinchando las pelotas!
Ana.- No es que esté gorda...es que me miro en espejo de aumento...y me aumenta todo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy generosamente embutido.
Inefable.- - No es que esté gorda... es que soy muy susceptible y enseguida me pico.
- ¿Yyyyyyy?
- ¿Pues no lo ves? ¡Es que soy una abeja!
Inefable.- No soy gordo... soy roñoso. Entrar que entre lo que quiera, pero de salir...na!
Inefable.- No soy gorda... sino aspirante a "Miss Mesa camilla".
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy rebosando.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy imbuido del espíritu grasiento.
Inefable.- - No estoy gorda... es que los colores claros me hacen más ancha - (Ja,ja,ja, sí, eso quisieras tú, mona).
Inefable.- No estoy gorda... la que está gorda es mi cintura.
Ana.- No soy gorda...solo tengo lorzas.
Inefable.- No estoy gordo, es que los estornudos siempre se me quedan a la mitad: hago “at...” y me quedo sin soltar en “chisss”.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no dejo aflorar mis sentimientos...y ahí se quedan.
Inefable.- No estoy gorda... es que tengo tantas ganas de darme a los demás...
Inefable.- No estoy gordo... sólo estoy sobredimensionado.
Inefable.- No estoy gorda... es que soy una bolsa de basura de Julián Muñoz y estoy rellenita de billetes.
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy desbordada.
Inefable.- No estoy gorda... sólo soy la cuenta bancaria de Bárcenas en Suiza.
Ana.- No es que esté gorda...es que me empeño en subir a la báscula.
Inefable.- No es que esté gordo... es que -a poco que me den presión- subo como la espuma.
Ana.- No es que esté gorda...es que he crecido poco.
Inefable.- No estoy gordo... es que estoy lanzado... en todas direcciones.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Pérez Lasa (árbitro del último partido entre Atlético y Real Madrid) y todavía no he digerido los penaltis que me he tragado.
Ana.- No es que esté gorda...es que la delgadez me ha abandonado.
Ana.- No es que esté gorda...es que hasta el agua me engorda...por eso bebo vino.
Inefable.- No estoy gorda/o... es que cada día que se retrasa el pago de la deuda que la Administración tiene con las Farmacias, se me hinchan... (...las narices; es por la alergia; no seas malpensado/a).
Rapunzel.- Y hablando de pasta...no es que esté gorda...es que lo voy a estar cuando nos echemos un mano a mano en el Marquinetti. Hasta pronto!!!
Inefable.- No estoy gordo... es que el cuerpo humano está compuesto en un 90% de agua... y la mía es con gas.
Ana.- Y el gas ocupa todo el volumen del recipiente que lo contiene...y tu eres el recipiente.
Inefable.- No es obesidad... es sintonía con el Big Bang.
Ana.- No es que esté gorda...es que es más difícil perder la gordura que perder la cordura.
Inefable.- No es que esté gordo... es que el espacio se me queda pequeño.
Ana.- No es que esté gorda...es que no quiero ser oblonga.
Inefable.- No estoy gorda... es que hoy no me he puesto la faja.
Rapunzel.- No es que esté gordo...es que me atrae mucho la pasta.
Inefable.- No estoy gordo... es que no consigo meterme en cintura.
Rapunzel.- Rapunzel está triste...Qué tendrá Rapunzel?...pero entre tanta tristeza se atiborra de comer.
Inefable.- No estoy gorda... es que soy rubia y...¡explosiva!
Inefable.- No estoy gordo... es que soy débil... y cuando veo la carta de Marquinetti quiero comérmelo todo.
Ana.- No estoy gorda...es que me he ido a almorzar para que este viento no me pueda llevar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que ya tengo 10 Copas. ¡Aupa Atleti!
Inefable.- No estoy gordo... es que soy un caballo y mi amo no deja de mirarme (ya se sabe lo que dice el refrán: "El ojo del amo engorda al caballo").
Ana.- Pues a mí que ni me miren!!
Ana.- No es que esté gorda...es que he dejado de realizar el Método Sidecar.
Ana.- No es que esté gorda...es que como trabajo por dos, como también por dos.
Inefable.- No es que esté gordo, es que me fui de vacaciones a Bérchules (Granada), el pueblo donde celebran Fin de Año en agosto, y como iba medio pedo, me confundí y en vez de 12 uvas me comí 12 sandías.
Ana.- Ver chuletas es lo que quiero yo...No es que esté gorda...es que la carne es tentadora.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un presupuesto y, por supuesto, estoy inflado.
Ana.- No es que esté gorda...es que soy una "todoterreno" y me van a recalificar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy misterioso... y ya se sabe que “el secreto está en la masa”.
Inefable.- No estoy gordo... sólo estoy atocinao.
Inefable.- No estoy gordo... sólo regordete.
Ana.- No es que esté gorda...es que no quiero estar revenida.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy voluminoso... como un oso.
Inefable.- No son michelines... son músculos que están descansando.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en erupción. PD.- Soy del Campo de Calatrava, famoso por sus volcanes.
Inefable.- No soy gordo... soy robusto, como un arbusto.
Inefable.- No soy gordo... soy la hucha de un político (y tengo forma de cerdo, lógicamente).
Inefable.- No soy gordo... sino orondo (que suena mucho mejor)
Rapunzel.- No estoy gorda...es la multa que llevo encima que pesa más que yo.
Inefable.- No estoy gordo... es que la manteca me confunde.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me estoy fusionando con el entorno.
Ana.- No es que esté gorda...es que el punto de fusión de mi tocino es demasiado elevado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que la comida está tan buena que me aumenta la lipido.
Inefable.- No estoy gordo... sino en negrita como las letras.
Inefable.- No estoy gordo... sino zapallón (que viene a ser lo mismo pero como la gente no conoce esta palabra, disimula más).
Ana.- No es que esté gorda...es que como en proporción a lo que trabajo...y a deshoras.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy listo y sebo de todo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que cada vez que lipido a mi mujer algo, me trae comida.
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy "reventá".
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy valiente y me atrevo con todo (con todo lo que sea comestible, se entiende).
Rapunzel.- No estoy gordia...es que sábado y domingo he tenido guardia.
Inefable.- No estoy gordo... es que vivimos tiempos difíciles y yo ante las dificultades... ¡me crezco!
Ana.- No es que esté gorda...es que no puedo tirar de mí.
Ana.- No es que esté gorda...es que voy de culo...
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo 80 años y sigo vivo... y como “lo que no mata engorda”, pues eso.
Inefable.- No soy gordo... es que estoy enrollao.
Ana.- No es que esté gordo...es que soy un pez gordo
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy sargento tripero.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que el comer y no cagar en la barriga debe quedar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que yo no soy como Mota, y en mi caso "las gallinas que entran (en mi barriga) ya no salen".
Ana.- No es que esté gorda...es que soy muy vistosa.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy muy repolluda.
Ana.- No es que esté gorda...es que me llamo Gordana.
Inefable.- No estoy gordo... el que está gordo es este post que acaba de alcanzar los 500 comentarios!!! Quinientas frases de humor sobre la obesidad, porque el humor es el signo de inteligencia que diferencia al hombre del resto de animales (que también lo somos).
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy el Rey (lleno de orgullo y satisfacción).
Inefable.- No estoy gordo... estoy... desdoblado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me estoy preparando para hacer de Torrente XVIII.
Ana.- No es que esté gorda...es que me gusta ir embutida como los chorizos...y como abundan...
Ana.- No es que esté gorda...es que me han contado algo gordo y me lo he tragado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que en este mundo de quimeras cada uno come mierda a su manera...Feliz fin de semana!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que he crecido a lo ancho.
Inefable.- No estoy gordo... sino destacado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Mariano Rajoy y acabo de confirmar mi comparecencia en el Congreso para el 1 de agosto y para hablar de lo que a mí me interesa... y me he quedado tan ancho.
Ana.- Pues mejor que se quede ancho antes que largo cuando Bárcenas largue lo que tiene que largar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que empecé a guardarme papeles de Bárcenas y ya no me dan más de sí los bolsillos.
Ana.- No es que esté gorda...es que tengo la boca como un buzón y me he tragado demasiados sobres...y muy muy llenos!
Inefable.- No es que esté gordo... es que me difumino con el horizonte.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me fui al examen sin haber estudiado y me tuvieron que soplar.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que he vuelto de mis "vacas" como una vaca.
Inefable.- No es que esté gordo... es que le he concedido libertad de expresión a mi tripa.
Inefable.- No es que esté gordo... es que ya no sé dónde meter tanto sobre.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy dilatado. ¡Qué calor!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he abandonado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que leo y estudio mucho... ¿!... claro, soy un gran culturista. (Copirraig: Wambababaluba e Inefable).
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi cuerpo es un templo... pero abarrotao de fieles. (Copirraig: Wambabaluba e Inefable).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que ahogo mis penas en mi barriga y la tengo que llenar bien...
Inefable.- No es que esté gordo... es que eructo a la inversa.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que ventoseo a la inversa.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me comí unas aceitunas sin fijarme de qué variedad eran... y resultó que eran de la variedad “Gordial”.
Rapunzel.- Pues las mías eran "picual" y piqué.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que he tenido suerte con Gamesa y lo celebro en la mesa.
Ana.- No es que esté gorda...es que soy de contorno amplio en un entorno reducido.
Inefable.- No estoy gordo, porque después de comer siempre borro el disco duro.
Rapunzel.- Si que estoy gorda...pero estoy enamorada y como no como nada me voy a quedar delgada.
Ana.- No es que esté gorda...es que me trago cada multa que voy a estallar y me van a tener que dar puntos...
Inefable.- No es que esté gordo, es que soy un caballo y mi amo no deja de mirarme (Ya sabes lo que dice el refrán: el ojo del amo engorda al caballo).
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy muy hidratada.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy grasotrópico.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que la gordura se ha enamorado de mí.
Ana.- Me despido de este blog / más gorda que un gran cebón. / Me he pasado de frenada / y eso no me gusta nada / así pues hasta más ver / fin de semana a correr / y el lunes...ya volveré.
Inefable.- No estoy gordo... es el desparrame que me ha dao viendo el discurso en inglés (¡¿inglés?!) de Ana Botella ante los miembros del COI.
Inefable.- Merece resaltarse el reciente post de Ana. Es lo más bonito que he leído sobre la gordura:
- ¿Estoy gorda?
- Noooo; es que eres tan bella que hasta la gordura se ha enamorado de ti.
Inefable.- No es que esté gorda...es que me he "pasao" con la "botella"...
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy acaparador.
Rapunzel.- No ligo luego insisto, como luego engordo.
Inefable.- No estoy gordo... soy excelso.
Inefable.- No soy gordo... soy exdelgado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que en cuestión de comida, ingreso más que gasto.
Inefable.- No estoy gordo... estoy revalorizado.
Inefable.- No estoy gorda... es que soy muy salada... pero de sal gorda.
Inefable.- No es que esté gordo... es que he ampliado mi circunscripción corporal.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy redondona.
Inefable.- No soy gorda... soy grasiosa.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me quiero engrasar para no oxidarme.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he explayado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy exultante (PD.- Lógico: El Atleti le ha vuelto a ganar al Real Madrid)
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que quiero superarme a mí misma.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que bebo para olvidar y olvido que voy a engordar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy poeta (?!)... y estoy inspirado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no estoy pulida...
Inefable.- No estoy gordo... es que soy un gigante... el gigante “Gordiat”.
Ana.- No es que esté gorda...es que estoy anamorada...
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he subido encima de un cubo (yo elevado al cubo)
Ana.- Tú te elevas al cubo, pero yo me elevo al cuadrado y me multiplico!!!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no me gusta pasar desapercibida.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo de todo, como en Botica.
Inefable.- No estoy gordo... estoy colmado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que el colmo de los colmos es tener dos buenos colmillos.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo que tomar Dacortin que engorda un pelín.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Mister Universo... y estoy en expansión.
Rapunzel.- Rapunzel no tiene hambre / Por qué no engulle Rapunzel? / Pues si sigue sin comer / escribir no va a poder.
Inefable.- Pa que coma Rapunzel / la receta es mu sensata: / Se la arrima hasta el mantel / y se la ata a las patas / de una mesa suculenta / con las más ricas viandas; / y si no come ¡chuleta! / que’spabila y se lo traga. / Mas si quiés ser delicado, / enfériale unos versicos, / quenseguida irá ganando / risa, kilos y apetito.
Rapunzel.- Todo eso me ha alegrado / pero el hambre no ha llegado / aun así ten muy presente / que la causa es muy corriente / intentaré concentrarme / y escribiré GORDAS frases.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo una sobrina que me obliga a superarme cada día.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo un tío Inefable que me llena al cien por cien.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo un ovillo en el estómago (montón confuso de cosas) que no sé cómo deshacer.
Ana.- No es que esté gorda...es que no quiero ser vista y no vista.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy aplanao porque me ha pasao por encima una apisonadora de sobrina.
Rapunzel.- Se me caen los pantalones / no duermo ni como bien / para ponerme redonda / quedaremos pa comer.
Inefable.- Si te sientes deprimida / y tiés a mano un cuchillo, / veste corriendo enseguía / a comer un cochinillo / o una pizza Marquinetti. / Ya verás cómo te alegras / y nos llenas de confeti / y más frases como estas.
Rapunzel.- He tenido que reírme / el ánimo cambiará / y aunque soy vegetariana / una chuleta me harán.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy eclosionando.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que voy a tragarme todos los goles del Barcelona...y van a ser muchos.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he tragado tantas lágrimas que estoy rebosando.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me afloran todas las emociones.
Rapunzel.- Mientras no te afloren la rosas que pinchan...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy peleada con el móvil y me saca gorda en todas las fotos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no me he quitado de encima el polvo que dejan los años... bueno, los siglos en mi caso.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que engordo para tener los pies en la tierra y no poder elevarme a una nube.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me encanta sentir la fuerza de gravedad.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que he sentido la fuerza centrípeta hacia mi barriga.
Inefable.- No estoy gordo... es que soy muy cansino.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me lo han puesto en bandeja y todavía me lo estoy tragando.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo tantos kilos como suerte tiene el Real Madrid.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que se me ha metido una canción que no puedo digerir ni vomitar.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo tal atasco que no va ni pa'lante ni pa'tras...necesitaría giñaplus.
Inefable.- ...giñaplus extrafuerte superconcentrado... lo mejor pa irse... pa bajo. No soy gorda... soy María... de la "O". Oooooh!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy tan desconcertada que como como una condenada.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que acerté con Quabit y me infle a bocabits.
Rapunzel.- Ya fuiste cansino el 2 de Noviembre...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy tan cansina que como hasta en una esquina.
Inefable.- PD.- Tan cansino soy que no me había dado cuenta que estaba repetido, así que ya he eliminado el último cansino. No estoy gordo... estoy espeso.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy el comentario 600!!! PD.- Seguiremos engordando.
Inefable.- No es que esté gordo... es que como como (o sea: "como" adverbio + "como" verbo). PD.- Y enhorabuena de las gordas a Rapunzel por haber alcanzado el comentario 600 !!!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que llego tan cansada que como desaforada.
Inefable.- + No es que esté gordo… es que estoy sordo y me gustan las motos.
- ¿Y eso qué tiene que ver?
+ Pues que me dijeron que me comprase una Vespa y yo entendí una avispa. Me la compré y ¡no veas! ¡Se pasa el día picándome!
Rapunzel.- No es que esté gordo...es que me he subido a la vespa y me he tragado todos los mosquitos que había por el camino.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy circular y circulo en dirección prohibida.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy bien, grasas a Dios.
Inefable.- No es que esté gordo… es que estoy sordo… y no me entero de lo que como.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que como no he salido se me han llenado los bolsillos.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy sorda, tengo un tapón en el oído y otro en el... Así pues, tapón abajo tapón arriba comida en la barriga.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un tiburón de las finanzas y le hinco el diente a todo lo que pillo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que voy a devorar a ese tiburón.
Inefable.- No es que esté gordo… es que soy el ratón chiquitín de Susanita y me paso todo el día comiendo chocolate y turrón y bolitas de anís.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que duermo cerca del radiador con la almohada en la barriga.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy redundante.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he tomado un yogur con All-Bran que más bien era un engrudo y lo tengo en la barriga como cemento armado.
Inefable.- No es que esté gordo… es que mi barriga es como un cetáceo: ba-llena.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tiene mucha barriga la menda: tre-menda.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo hipo... hipo-pótamo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que ayer una amiga me regaló su tiempo y lo pasamos comiendo. PD.- Quién te limita su tiempo es que le importas un pimiento) 37!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy antipático y cuando me hacen un favor nunca doy las grasas (me las quedo yo).
Rapunzel.- Yo al contrario...siempre doy las grasas incluso sin que me hagan favores.
Inefable.- De ahí la frase popular:
- Aquí tiene usted.
- Grasas.
- Las que a Ud. le sobran, señorita.
Rapunzel.- Y tanto...
Inefable.- No es que esté gordo… es que estoy haciendo oposiciones… es decir: no hago deposiciones.
Rapunzel.- Y eso que dicen que...lo que come el mulo lo caga el culo.
Inefable.- No es que esté gordo… es que estoy completo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo mucha presencia.
Rapunzel.- Qué bonito es el amor... No es que esté gorda...es que estoy amorcillada.
Inefable.- No es que esté gordo... es que se acerca la Navidad y me mola el mazapán.
Rapunzel.- Y a mi el turrón de Suchard.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me precipito a un abismo y quiero llegar con la barriga bien llena para "caer en picado" más fácilmente.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he comprado un duplex... y tengo que llenarlo.
Rapunzel.- No es que esté gordo...es que soy soprano y tengo que estar gordo en lugar de hacer dieta.
Inefable.- No es que esté gordo… es que he estrenado dentadura postiza y me entusiasmo usándola.
Rapunzel.- Pues no te digo nada si fueran implantes... duplicas tu peso!
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo de todo, como en Botica. PD.- Como se sabe, en las Boticas tienen de todo... menos puntualidad en los pagos.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que anoche trasnoché y me tragué hasta la luna.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy abriendo sucursales de mí mismo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he tragado un Panettone.
Inefable.- No es que esté gordo… es que soy lento digiriendo y se acumula todo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me disperso.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo más panza que Sancho Panza.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy de oferta y me doy dos por uno.
Rapunzel.- Es mejor un tres por dos... (Los cálculos matemáticos no se me dan bien...)
Inefable.- No soy gordo... sino receptivo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me gusta la libertad y doy rienda suelta a mi apetito.
Rapunzel.- Si que estoy gorda / pero no estoy inspirada / déjame una semanilla / y volveré a la atacada.
Rapunzel.- Ya he vuelto... No es que esté gorda...es que mantengo las formas.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo una barriga homologada.
Inefable.- No soy gordo... sino acaparador.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en la edad del pavo... y me han rellenado para la cena de Navidad.
Inefable.- Rapunzel, me alegro que hayas vuelto manteniendo las formas (...las formas gordas, supongo ¿no? jajaja) ¿Qué habrás estado haciendo en esos días de descanso?
Rapunzel.- Perder el tipo y el tiempo... jajaja. No es que estés gordo...es que vas a ir pavoneándote.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estaba descuadrada y me he vuelto a poner cuadrada.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tu amistad me llena. PD.- (¡Ooooh, qué bonito!... Pero es verdad).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy llena de Palabras inefables.
Inefable.- No es que esté gordo... es que cualquier plato que me pongan delante me parece un pequeño oso francés?! PD.- ¿No lo entiendes?: a petit oso, es decir: apetitoso.
Rapunzel.- Ce n'est pas que je suis grosse...c'est que les fromages de France me plaisent beaocoup.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no me lavo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo un cestodo o tenia, en concreto la solitaria, y ella solita ocupa todo mi aparato digestivo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que en vez de tener una tenia ocupando todo mi aparato digestivo, lo que tengo es una anaconda.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy de contorno engrosado.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me estoy ampliando.
Rapunzel.- No es que esté gorda... es que en lugar de ir a la ampliación de capital voy a ir a la ampliación estomacal.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que mi último comentario era el 666 y no me gusta!!
Rapunzel.- Es que el 666 me cae gordo.
Inefable.- No estoy gordo... es que estoy esperando al gordo (de Navidad).
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy deseando que me toque (el gordo de Navidad).
Inefable.- No es que esté gordo... es que he visto el anuncio de la Lotería de Navidad de este año y he echado a correr –aterrorizado- en todas direcciones.
Rapunzel.- No es que esté gordo...es que no me quiero tragar mi orgullo...por si me engorda.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he tragado la deuda soberana de España...y no hace más que engordar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me trago todos los programas de TV y la telebasura engorda.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que hoy me toca tragarme todos los décimos no premiados...y son muchos!
Inefable.- No sé por qué estoy gordo... si sólo como cosas ligeras: liebre, perdiz, codorniz, ciervo... (todos ellos muy ágiles y ligeros)
Rapunzel.- Estoy tan gorda que ni este airazo me lleva...ya podía llevarme lejos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy como el poliexpan: expandido.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no quise compartir el pavo de la cena de Nochebuena con nadie...y estoy yo más rellena que el pavo;)
Inefable.- No es que esté gordo... es que todo lo que como me lo guardo para luego.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que siempre hay algún borde que te consigue colmar.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que quiero estallar con la barriga bien llena.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me identifico con el negocio familiar: un "Colmado".
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy inocente y me trago todas las bolas. (Y hoy, 28 de Diciembre, más aún).
Rapunzel.- No es que esté gorda... es que así me pueden destripar mejor.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy como el Rey en Nochebuena: “lleno de orgullo y satisfacción”.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy un solete regordete.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he metido en una sauna y me he dilatao a lo bestia. PD.- Es verdad, hoy he tenido una sesión de sauna.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que ya estoy pensando en tragarme el racimo de uvas a ver si tengo más suerte.
Inefable.- No es que esté gordo... es que ya estoy pensando en tragarme no solo las 12 campanadas sino también los cuartos.
Rapunzel.- Los cuartos ya se los han tragado los políticos... Feliz 2014!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy la primera frase del 2014 y sobre ella caerán muchas más.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy rabioso porque Rapunzel se me ha adelantado y ha publicado ella el primer post del nuevo año gordo. Grrrrr!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy rabiosa porque alguien se está atrasando en felicitarme...
Inefable.- No es que esté gordo... es que se me ha hinchado la cabeza de darme tantos cabezazos contra la pared por ser tan olvidadizo!!!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me ha caído encima un año más que me pesa más que los anteriores...
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy generoso y siempre comparto con los demás los roscones de Reyes (les dejo a ellos lo del centro y yo me como el resto).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he pasado de rosca...más bien de roscón.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que el no hablar me hace tragar bilis...
Inefable.- No es que esté gordo... es que me hice un lío y en vez de tragarme 12 uvas mientras sonaban las campanas, me tragué 12 campanas mientras sonaban las uvas. PD.- Al menos así será fácil encontrarme si me pierdo, gracias al sonido que hago al andar.
Rapunzel.- Estarás como un cencerro...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he propuesto que me llenen otras cosas.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me quería comprar un piso y se me atragantó la burbuja inmobiliaria.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que brindé tantas veces por el año nuevo que me tragué todas las burbujas del champán.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me estoy tragando, con cierto resquemor, todos mis fracasos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo tanto frío que me estoy congelando (y la congelación aumenta el tamaño).
Rapunzel.- ¿Seguro?
Inefable.- ¿No has visto los cubitos de hielo, que como llenes mucho la cubitera se te rebosa? ¡Pos eso!
Inefable.- No es que esté gordo... es que todo me germina... y como soy vegetariano...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que las penas con pan son menos.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un tragaldabas (y no precisamente en sentido figurado).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que como dormir no hay manera, voy y atraco la nevera.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un manjar exquisito... para los mosquitos.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he comido dos suizos y una trenza...y no precisamente la de Rapunzel.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy empanao.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me lo han dado hecho y me lo he tenido que tragar...y ya está digerido.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy encendido.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que he perdido la noción de lo que como...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que he perdido la noción de lo que como...
Rapunzel.- Y por lo que veo de lo que escribo...dos veces lo mismo...y de todo!!!
Ana.- No es que esté gorda...es que mi apetito es tan voluble como algunas personas.
Inefable.- No es que esté gorda... es que soy un capullo. PD.- Esta frase la dijo una flor cuando estaba en la adolescencia.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy fuera de mi!!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me estoy llenando la barriga para ahogar mis penas y que no puedan nadar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me estoy explayando.
Rapunzel.- No es que esté gorda...pero...: Estoy tan enamorada / que solo como ensalada / y como tengo mal fario / bebo como un dromedario. P.D.-No bebe, pero rima.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy como una pila (acumulo).
Inefable.- No es que esté gordo... esqueestoyengordandounpaseo. Lo separaré para que lo entiendas: es que estoy en Gor (pueblo de Granada, próximo a Guadix) dando un paseo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que la gripe y los disgustos me han dejado escuálida y no se me ocurren frases...
Anónimo.- No es que esté gordo... sólo estoy pasado de rico.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy superando una más gorda.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que antes estaba pre ocupada y ahora estoy post ocupada.
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que lo vas a estar cuando celebres el liderato del Atlético!
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy gordísimo y en pleno éxtasis viendo al Atleti como líder solitario de la Liga!!!!!!!!!!!!!!!
Inefable.- No es que estés gorda... es que te has zampao todos los virus de la gripe.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo una nueva variante de gripe: G... de GORDA digo, y no se aleja de mí!!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy vendedor ambulante de globos... y no puedo evitar tragarme el aire de muchos de ellos cuando intento hincharlos.
Rapunzel.- Entonces el que subirá serás tú...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que he llorado tanto que me he bebido cinco litros de agua para recuperar el volumen perdido.
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que tienes atravesado el gol inesperado de Pepe
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un mar de lágrimas.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy inflamado por todas partes por culpa de los golpes y pisotones que me han propinado los jugadores del Real Madrid. Fdo: Diego Costa.
Rapunzel.- No es que esté "godo"...es que soy Pepe (del Real Madrid) y me "regodeo" cuando le sacan la amarilla a Diego Costa porque como persona dejo mucho que desear.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy fatty fatty
Ana.- No es que esté gorda...es que tengo una tubaritis y tengo la trompa gorda gorda.
Inefable.- Noos es que esté gordo... es que estoy forrao. PD.- Y Noos creáis que ha sido difícil.
Rapunzel.- Noos otros engordaremos a base de pizzas en Tomellooso.
Ana.- No es que esté gordo...es que soy gilipollas.
Ana.- No es que esté gordo...es que tengo tanto orgullo que es uba verdad de Perogrullo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy rechoncha.
Inefable.- No es que esté gordo... es que aspiro a lo máximo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy como la RAE: limpio (cada plato de comida que me ponen delante), fijo (asimilo todo lo que como) y doy esplendor (a mi figura oronda).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy una devorapanes
Inefable.- No es que esté gordo... es que quieren verme alegre; siempre me dicen que esté “contén to” y yo lo contengo todo.
Rapunzel.- Yo también me contengo mucho...
Inefable.- No es que esté gordo... es que reboso felicidad...bueno y también algo de grasa.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo que tragar aire para que me envasen al vacío.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que hoy estoy inspirada y mañana voy a espirar... ¡Hasta el sábado!
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en ebullición.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy subido de tono.
Rapunzel.- Jajajaja!! Mañana te bajas!
Rapunzel.- No es que estoy gorda...sólo envalentonada .
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo más barriga que la rana de ondacro.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no quiero que me llamen "abandonao" (¿recuerdas la canción?: porque no engraso los ejes, me llaman abandonao...) Pues eso, me engraso a conciencia.
Inefable.- No es que esté gordo... es que de estar en OndaCro se me ha pegado y estoy croando toíto er día. CRoooo! CRoooo!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy madura.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy muy curtida.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un tocinito de cielo (sobre todo lo primero).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que necesito mucho para llenarme.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he comido un hongo alucinógeno y alucino viendome gorda.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en éxtasis.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me estoy despachando a gusto.
Rapunzel.- Yo también los despacho a gusto...
Rapunzel.- Tú también despáchalo... con un buen aleteo...
Rapunzel.- O de un plumazo!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que el fútbol es un deporte de masas.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo algo dentro... que se mueve... que crece... un alieeeen!!!!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy verticalmente descompensada.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me quiero desfondar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me mantengo equidistante de mis límites.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no soy racista (y por eso no hago distinciones entre grasas saturadas e insaturadas).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que en vez de liarme la manta a la cabeza me la lío a la barriga.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy previsor y no quiero caerme por ninguna alcantarilla.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he tragado varios prospectos que son interminables!!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy fan de la panceta.
Rapunzel.- Y yo de la panza!
Inefable.- No es que esté gordo... es que intento abarcar todos los blogs que tengo.
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que cundes mucho!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy hidropónico.
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que vas a engordar a costa de Diego Costa.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me salgo por todos los lados.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy el Mono Burgos fuera de sí.
Inefable.- No es que esté gorda... es que estoy en una situación muy embarazosa.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no duermo luego como.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me estoy jugando el tipo.
Inefable.- No es que esté gorda... es soy facha: una, grande y libre (sobre todo cuando no llevo faja).
Rapunzel.- No es que esté gorda... es que para leer "AZprensa" tengo que aumentar mis defensas. Enhorabuena!
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy estudioso y me empapo de todo.
Rapunzel.- Y lo asimilas bien bien.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estaba jugando al tenis y grité “¡out!” pero me equivoqué, porque era “in” (my mounth)
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que voy como tu equipo... subiendo, subiendo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi tripa imita a Diego Costa y se estira como él para marcar gol. ¡Gooooooooooooooool!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me estoy llenando de frases graciosas en oficina de farmacia...ya sabes.
Inefable.- No es que esté gordo... es que valgo muchos kilates (que viene de kilo)
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que tienes empacho con tantas victorias del atlético .
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he comido el bosón de Higgs y me ha hecho big bang dentro del estómago.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me parezco a la madre de Howard.
Inefable.- ...la madre que parió un bosón y le llamó Higgs.
Inefable.- No es que esté gordo... es que según dicen se come con los ojos, y resulta que yo, cada vez que pongo la televisión, me sale un programa de cocina. PD.- Y por más que cambie de canal siempre sale algún programa de cocina... ¿o estaré mirando el microondas?
Rapunzel.- Pues si...es mejor comer con los ojos que con la boca.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no me falta ni una muela y trago a una velocidad vertiginosa.
Inefable.- No es que esté gordo... es que hace un tiempo primaveral y he florecido
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me gusta ir rodando.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que como para tener un reventón.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he comprado un coche muy grande y tengo que rellenarlo.
Inefable.- No estoy gordo... es roña.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que yo me he comprado uno gasolina que come tanto como yo...menos mal que no se ve la roña porque es gris.
Inefable.- O sea, que no estás gorda... quien está gorda es la cuenta corriente de tu gasolinera habitual.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que mi peso es inversamente proporcional a mi cuenta corriente.
Rapunzel.- Pues me voy a comer ya / unos guisantes que tientan / y si los tomo con vino / luego me echaré una siesta.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me lleno enseguida.
Inefable.- ¿Que te llenas enseguida? ¿Con cuántos guisantes? ¿No será que los comes uno a uno y siempre pierdes la cuenta?
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he puesto borde y me han inflao a tortas... pero de Alcázar.
Rapunzel.- Pues un kilo de guisantes me tragué yo solita... Tú con cuántas tortas???
Inefable.- No sé cuántas tortas me tragué porque lo hice a tortas y a locas.
Inefable.- No estoy gorda... es maquillaje.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy comiendo a tientas.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me confundí y en vez de hacer “Pilates” hice “kilates”.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que en vez de bailar Salsa me la comí.
Inefable.- No es que esté gorda... es que se me ha ido la mano con el bótox.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no quiero desinflarme.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me voy de francachela.
Inefable.- No es que esté gordo... es que si a ti te gusta irte de francachela, a mí me gustan los cachelos (con su pulpo, claro).
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi estómago es zona franca.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me estoy poniendo cachas.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy en marea alta.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy inmensa... como el mar.
Rapunzel.- Vuelve pronto!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me estoy desbordando.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que cada día me consolido más...como el Atlético... Vamos que no me desmorono...
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy sublime (como el Atleti y su afición).
Inefable.- No es que esté gordo... es que en vez de comer... fagocito.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que pienso tragarme todas las procesiones...incluida la de "Los Moraos" y me voy a poner morada.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he dao la vuelta como un calcetín.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que ver felices a las personas que quiero me llena.
Inefable.- ¡Qué bonito! ¡Qué bonito!... Eso es lo malo, que el bonito también engorda.
Rapunzel.- Y más en aceite de oliva...
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo una torrija...!!!
Rapunzel.- Pues yo una torrija, arroz con leche y natillas!!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he comido una rosca...
- ¿Sólo eso?
- Es que era una rosca...utrera.
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que no quiero pensar que te has puesto "Morao" y no me lo has dicho!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me he comido un hornazo de una atacada...con dos huevos!!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que los Porrazos engordan...
Inefable.- No estoy gordo... sino que soy un galgo (pero "galgo" en daimieleño, que significa "goloso")
Inefable.- No es que esté gordo... es que hace mucho tiempo que ni me corto el pelo ni me depilo.
Rapunzel.- Pues yo te regalaré una Gillette...
Inefable.- Ya he usado la Gillete y ahora: No es que esté gordo... es que estoy tan calvo que deslumbro.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que la primavera el hambre altera...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tenía una duda muy grande que me estaba ahogando...y al final me la tragué!
Rapunzel.- Como se suele decir..."me quedé con la duda" jajajaa!
Inefable.- No es que esté gordo... es que tuve que tragarme mis palabras, y como soy un charlatán... pues eso.
Rapunzel.- Jajaja... mejor tragarte tus palabras que las respuestas de otros...
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que ahora que el Atlético se va a Lisboa lo vas a celebrar tragando más que una boa. ¡FELICIDADES!
Inefable.- No es que esté gordo... es que no hago más que ganar, ganar y ganar y aún no he llegado al final.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo descompensado el IMC.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que un día lo estuve y me quedo el recuerdo.
Inefable.- No es que esté gordo... es que en vez de IMC ("Índice de Masa Corporal") tengo un "BMC" ("Biblioteca de Masa Corporal").
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo que "alimentar" a la báscula.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy religioso y siempre me encomiendo a San Cho Panza.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que yo también soy muy religiosa, pero me tienta Satanás!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy de carne y hueso y más bien de carne que de hueso.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy engreído y me doy mucho pisto.
Inefable.- No es que estés gorda... es que el mundo se empequeñece a tu lado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me quiero comer el mundo, por eso se empequeñece para ser comido mejor!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que ayer pasé tanta vergüenza que en lugar de decir "tierra trágame" me la tragué yo a ella.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy echao p'alante.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy llena de aire para poder suspirar bien.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me han dicho tantas veces "te equivocas" que no hago más que abrir la boca.
Rapunzel.- Y es que estaba equivocada!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que como sin tino como un gorrino.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que cuando empiezo a comer chocolate ya no hay marcha atrás..."manque me pese luego"(lo mismo que cuando me obligan a tomar una decisión).
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy a tu lado y me estás mirando con unos prismáticos.
Inefable.- No estoy gordo... es un espejismo (un engaño del espejo).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que quiero llegar a la frase número 1000 y llevarme el diploma a la "más gorda"
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo esa sensación de tener el estómago lleno de "algo"...
Inefable.- Como estoy gordo... en vez de sudar, rezumo (como los botijos)
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que nunca me lleno del todo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que en lugar de "te echo de menos" yo "me echo de más"...y así estoy.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me comí un bizcocho a las 23:18 y ya no hay vuelta atrás.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me voy a llenar de Heineken y voy a poner el cartel de "cerrado por rebosamiento"
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi tripa se adelanta más que Beto (el portero del Sevilla) cuando le van a tirar un penalty.
Inefable.- No es que esté gordo... es que de las matemáticas lo único que se me ha dado bien han sido las sumas.
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que esperas con ahínco que le claven un gol a Pinto.
Rapunzel.- Y yo espero modosita que la Liga vuelva a casita...
Rapunzel.- Y como ya he asumido que lo mío es engordar otro bizcocho me voy a zampar.
Rapunzel.- Madremiaaaa!!! también me equivoqué en quién ganaba la Liga... Gorda y torpe...xD! Felicidades! Me alegro por ti!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que ganar la Liga a los dos equipos que durante nueve años han monopolizado la Liga, con presupuestos cinco veces superiores al tuyo... es lo más gordo que hay.
Inefable.- No es que esté gordo... es que voy partido a partido, final a final, copa a copa, kilo a kilo...
Inefable.- No es que esté gordo... es que me siento como un big bang rojiblanco.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que acabo de aterrizar en la luna y quiero estar más redonda que ella.
Inefable.- No es que estés gorda... es que eres Ana... Bólica.
Inefable.- No es que esté gorda... es que soy como la mujer del foco: foca.
Inefable.- Diálogo de dos enamorados andaluces:
Él.- Te quiero musho, foca mía.
Ella.- ¿Te paresco gorda?
Él.- Nooo, lo digo por la grasia que tienes.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que hice una pregunta muy clara y la respuesta fue un contundente NOOOO que me dejó ahíta.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me dijeron “vete al pozo” y me fui al fábrica de embutidos “El Pozo”, y ya que estaba allí...
Rapunzel.- Pues eso...que disfrutaste de lo bueno.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que si gana el Atlético me vas a tener que invitar a una buena comilona. SUERTE!!!
Inefable.- No es que estés gorda... es que si gana el Atleti te voy a llevar a Tomelloso y vas a dejar sin existencias a Marquinetti.
Inefable.- No es que esté gordo... es que mi corazón se ha ido a Lisboa (para la final de Campions).
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me gustan las curvas
Inefable.- No es que esté gordo... a lo sumo soy un luchador... de sumo.
Rapunzel.- Entonces, sumas y sumas…
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy muy echao palante.
Inefable.- Una escena muy frecuente y real como la vida misma:
Ella: ¿Me ves gorda?
Él: Noooo, ¡qué va! ¡Estás muy bien!
(Ella se marcha tan contenta, con una sonrisa de oreja a oreja –o sea, bastante amplia- y él se cae al suelo retorciéndose de risa por la mentira tan gorda que ha dicho).
Inefable.- No es que esté gordo... es que ya no tengo el “As” (o sea, que antes “as tenía”).
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy inflable... ¿?¡!... ¡Ah! ¡No! Me he confundido, lo que soy es “inefable”.
Inefable.- No es que esté gordo... es que escribo a palabras llenas.
Rapunzel.- No es que tenga barriga...es belleza que me sobra.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que con esta "Real noticia" me he quedado boquiabierta...y trago con más rapidez.
Inefable.- No es que esté gordo... es que ante una mesa repleta de manjares me rindo... igual que el Rey se rinde frente a las adversidades y abdica endiñándole el marrón a su hijo.
Rapunzel.- Pero nos lo TRAGAMOS!!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que al leer que Diego ha fichado por el Chelsea, las carnes se me han abierto de costa a costa.
Rapunzel.- Pues come come y coge a cuestas a Costa!
Rapunzel.- No es que estés gordo...es que te vas a comer hasta un carnero cuando sepas que también se llevan al portero.
Rapunzel.- No es que esté gorda...más que nada es lo que abulto.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que con este sólo quedan 75 para los mil...y llegaríamos a la gordura extrema final!
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy Casillas y me lo trago todo.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que carezco de delgadez.
Inefable.- No es que esté gordo... es que escribo a palabras llenas.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que como a boca llena.
Inefable.- No es que esté gordo... son los efectos secundarios de ver tantos partidos del Mundial en la tele: se me está poniendo tipo de balón.
Rapunzel.- Pues vas a botar como un balón!
Inefable.- No es que esté gordo... es que con queso, aceite y vino, se hace más gordo el camino.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tus libros me llenan más que nada.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me pesan los años...
Inefable.- No es que esté gordo... es que me pesan los siglos.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me quiero caer redonda.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no hay nadie capaz de meterme en cintura.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que bebo cerveza de barril y estoy como barrilete.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy super-relajado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que bebo mucha cerveza y tengo mucha pereza.
Inefable.- No es que esté gordo... ¡es que en el hotel había buffet libre!
Rapunzel.- No es que esté gorda...gorda estaba ayer la luna...cuando la miré a la una.
Inefable.- No es que esté gordo... simplemente me he comido un pez... bueno, ejem, un "pez luna".
Rapunzel.- Y alguna que otra anchoa...
Rapunzel.- No es que esté gorda es que me tengo que cuadrar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy un árbitro muy malo y me trago todos los penaltis.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que una decepción GORDA engorda más que otras.
Inefable.- No es que esté gorda... es que soy Mireia Belmonte y me he atragantado de tantas medallas como gano.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me meetic en tantas cosas que no doy a basto.
Inefable.- No es que esté gordo... es que ya llevo 10 Copas (de campeón de Liga) encima.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que siempre me invitan y como de más.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me inflo con facilidad.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy llena de pavor...es decir DESPAVORIDA!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que estaba en la playa, me encontré con un amigo, le dije “ola” (sin “hache”) y me tragué una ídem.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estiro todo lo que puedo mi imaginación para poder seguir el prolífico ritmo de Rapunzel.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que el saber SI ocupa lugar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que he estado tocando el trombón y algún gracioso me lo ha taponado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy muy mía y quiero rodearme de mi misma.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que quiero ser como la luna: LLENA y brillante.
Inefable.- No es que esté gordo... es que la tontuna me rebosa.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me las dan con queso.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que a eso de la una me voy a comer la LUNA...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo mucho espesor, aunque no soy espesa...
Inefable.- No es que esté gordo... es que me apetecía probar algo picante y me he comido un bocadillo de... abejas!!! ¡Y cómo picaban las condenadas!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que con la llegada del otoño entro en periodo de letargo...y tanto descanso engorda.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy acorazada...
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy como el IPC y tengo inflación.
Rapunzel.- Y yo hinchazón y flatulencia excesiva.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que necesito llenarme de aire para poder suspirar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me han dado un balón... de oxígeno.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me han abierto los ojos demasiado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que he leído tanto que tengo los renglones atravesados.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me he salido de madre.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que no quiero quedarme espiritada.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy desbocado.
Rapunzel.- El bocado se lo voy a dar yo al del minuto...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy metida en carnes.
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy sobrevalorado.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que voy adelantando cada día un minuto las comidas y eso se nota.
Inefable.- No es que esté gordo... es que tengo que gastarme mi tarjeta opaca antes que me la quiten.
Inefable.- No es que esté gordo... es que como con la misma rapidez con la que matan a los perros sospechosos de tener Ébola.
Inefable.- No es que esté gordo... es que no quiero terminar mi comida sin enterarme antes si dimiten la ministra de Sanidad y el Consejero de Sanidad.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tengo más capas que una cebolla...y así cuando me pelen tengan que llorar.
Inefable.- No es que esté gordo... es que soy como el pequeño Nicolás y estoy en todas partes.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que me como las galletas María con mucha alegría!!!
Inefable.- No es que esté gordo... es que desde que como hasta que cago pasan los mismos días que los Gobiernos autonómicos tardan en pagar sus facturas.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que le estoy dando coba a esto porque me da pena que termine...engordando...
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy tumefacto.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que yo como "verde" más rápido que esa vaca...
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que lo tengo tan claro que ya lo tengo asumido y digerido.
Inefable.- No es que esté gordo... es que me gusta tanto el dulce que ya me llaman "El Goloso de Rodas".
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que tan pronto empiezo con el protos, trago berenjenas más rápido que las motos.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que soy un partido político y me reparto el pastel para mí sola.
Inefable.- No es que esté gorda... es que estoy sin esquilar ¡beeeee!
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy recién horneada con levadura incorporada.
Rapunzel.- No es que esté gorda...es que estoy como el Atleti, que no está fino.
Rapunzel.- No es que esté gorda...
es que veo que a este paso
no te da tiempo a poner
las dos frases que te cedo
para así llegar sin miedo
al final de esta gordura
puesto que tengo premura
por ya dejar de comer
y acabar esta locura.
PD.- Si no quieres peroratas
mañana ya lo rematas.
Inefable.- No soy gorda... soy "La Pechotes".
Inefable.- No es que esté gordo... es que estoy embobao viendo tanta gordura... viendo cómo estoy en el comentario 999 y tú vas a llegar al número 1.000 ¡Enhorabuena por tan gorda absurdidad!
Rapunzel.- Hemos llegado a las mil
a las mil frases de gordos
y acabado este festín
tendré que hacer oídos sordos
y pasar las de Caín
cuando vaya a Marquinetti
acompañada por ti
y contemple esos manjares
sin poderlos engullir...
Y siento que esto termine
aunque todo tiene un fin
pues comiendo sin mesura
y de paso sin cordura
haber llegado hasta aquí
siento decirte que ha sido
ENGORDAR PARA MORIR.